El expediente Chevron

Enviar por correo electrónico
El expediente Chevron
Cincuenta años después de la llegada los primeros taladros de Texaco, las consecuencias de la explotación petrolera en la Amazonía ecuatoriana han dado lugar a una controversia legal millonaria, donde el Ecuador ha gastado USD 40 millones en abogados y ha perdido varias demandas.
03 de Octubre del 2013
Fernando Villavicencio y Belén Palma

Los pobres resultados en los ligitios le han costado al país hasta el momento los USD 40 135 971,84 pagados a un buffete norteamericano,  la firma Winston & Straw.

China se suma a las presiones

Al parecer, las instituciones crediticias chinas, en especial el Banco de Desarrollo de China (CDB), que aprendieron rápidamente los procedimientos de su competencia, hoy intentan curarse en sano. A través de comunicaciones de fechas 25 y 29 de octubre del 2012, dirigidas por el CDB al Ministerio de Finanzas, esa institución manifestó una serie de inquietudes respecto al Laudo emitido el 5 de octubre del 2012 por el Centro Internacional de Arreglo de Diferencias Relativas a Inversiones (Ciadi), a favor de la transnacional Occidental.
En reuniones sostenidas en Beijing como parte de las negociaciones para la concesión de nuevos créditos atados a la provisión de petróleo, “Fase III”, el CDB hizo conocer a los representantes del Ecuador, cinco preocupaciones con un evidente sabor a advertencia: 1) que el Ecuador no incumpla tratados internacionales vigentes; 2) que se respeten los resultados de procesos arbitrales internacionales; 3) que el CDB no se vea involucrado en disputas relacionadas con la ejecución de fallos arbitrales o sentencias judiciales adversas al Ecuador; 4) que se respeten las clausulas contenidas en los acuerdos financieros vigentes con el CDB (en particular las cláusulas 15.9, 15.15, 15.16, 17.4.1, 18.6, 18.17 y 18.18 del convenio de crédito de cada una de las fases), y 5) que el flujo de fondos a Ecuador derivados de los préstamos y acuerdos de comercialización de crudo de las tres fases, así como los fondos destinados al repago de esos créditos, se vean protegidos por inmunidad bajo el derecho chino, ante un eventual ataque por parte de la Occidental u otras contrapartes del Ecuador en juicios y arbitrajes de mayor cuantía.
La delegación ecuatoriana se limitó a aclarar que con el registro de la solicitud de anulación que había sido presentada, el Ecuador no tenía obligación de pagar monto alguno a la Occidental. Además, de que el país es un Estado soberano que tiene capacidad financiera para repagar al CDB la deuda contraída conforme a lo pactado. También argumentaron que el caso de Occidental ha permanecido en curso desde el año 2006, y la emisión del fallo de la mayoría del panel arbitral del Ciadi es un paso en el proceso jurídico. Por su parte Petroecuador, través de oficio suscrito por su gerente, Marco Calvopiña, en noviembre del año 2012, dirigido a Mr. Tian, Vicepresidente del China Development Bank Corporation (CDB), precisó algunas aclaraciones en esa misma dirección. Este comportamiento del Gobierno chino, merece respuestas de la Procuraduría del Estado, toda vez que la posición ecuatoriana es contraria a las exigencias del CDB, en torno al fallo de Occidental y otros que están en trámite en varias instancias internacionales.

Gastos en juicios caso Chevron II y Chevron III

Costosa derrota: USD 40 millones en abogados

Después de sumar el gasto en honorarios pagados a la firma Winston & Straw por asesoramiento, las cifras gastadas para el proceso de defensa ante la Corte de Arbitraje y los gastos en general, tanto en el caso Chevron II (años 2006, 2008, 2009, 2010, 2011, 2012) y en el caso Chevron III (años 2010, 2011, 2012), ha costado al bolsillo del Gobierno, hasta el momento la cifra de USD 40 135 971,84, según datos proporcionados por el informe de gastos en arbitrajes internacionales realizado por la Procuraduría General del Estado. 

Chevron II  

El demandante (Chevron), alegó en el proceso arbitral que al no resolverse las siete causas de manera oportuna o equitativa, los tribunales del Ecuador han incurrido en un “retraso indebido” y un “tratamiento injusto y no equitativo” bajo el derecho internacional consuetudinario, constituyendo un caso de denegación de justicia en violación del tratado entre Ecuador y EE.UU. sobre promoción y protección de inversiones.

El demandado (Ecuador), alega que no es posible aplicar un estándar de denegación de justicia debido a que el Derecho Internacional Consuetudinario exige que se hayan agotado todos los remedios procesales existentes.

El laudo determinó que el Ecuador era responsable por la violación del Art. II (7) del TBI firmado entre Ecuador y EE.UU. al no haber entregado a Chevron-Texaco efectivos para la solución de sus controversias por lo cual el laudo final determinó que el Ecuador debía pagar a la compañía un valor total de USD 96 000 000 más intereses. Posteriormente Ecuador solicitó la nulidad de los laudos pero ésta fue negada por la Corte Distrital de La Haya. Hasta junio de 2013 el monto a pagar llegaba a USD 102 millones.

Chevron III

Según el demandante (Chevron) existía un incumplimiento del TBI con EE.UU., además de un perjuicio y daño moral por haber inculpado a la petrolera estadounidense y no a Petroecuador que legalmente tiene la responsabilidad de remediación ambiental en la Amazonía.

Chevron-Texaco alegó una supuesta denegación de justicia por cuanto a su juicio en el proceso en la Corte de Sucumbíos se presentaron actos de corrupción de los demandantes, los jueces, el Estado y peritos; por lo tanto el Ecuador sería responsable de cualquier monto que se le pretenda cobrar por la sentencia del caso Lago Agrio.

El Tribunal Arbitral dictó el 27 de febrero del 2012, un laudo interino sobre jurisdicción y admisibilidad, con el cual se declaró competente para conocer las demandas planteadas por la compañía Chevron-Texaco. Para la etapa de fondo, se dividió el procedimiento en dos fases:

Primera fase: Se discutió la naturaleza de los acuerdos de liberación suscritos entre Ecuador y Texaco. Ecuador presentó su memorial el 3 de julio del 2012 y su Réplica el 26 de octubre del 2012. Por su parte, Chevron presentó su contestación el 29 de agosto del 2012. Del 26 al 28 de noviembre del 2012 se efectuó una audiencia en la ciudad de Londres.

Segunda fase: Se discutieron las supuestas violaciones al Tratado Bilateral para la Promoción y Protección de inversiones suscrito entre Ecuador y EE.UU. Ecuador presentó su contestación el 18 de febrero del 2013 y la súplica el 20 de septiembre del 2013. Se ha previsto una audiencia del 20 de enero al 7 de febrero del 2014.