Back to top
15 de Noviembre del 2021
Los Confidenciales
Lectura: 3 minutos
15 de Noviembre del 2021
Redacción Plan V
Una cena de esmoquin que coincidió con la masacre carcelaria
1
En un hotel de Guayaquil, la Embajada de Estados Unidos organizó una recepción con ocasión del aniversario del Cuerpo de Marines, una de las seis ramas de las Fuerzas Armadas norteamericanas, a la que asistieron el presidente Lasso y autoridades locales del Puerto Principal. La recepción fue criticada por coincidir con la última masacre carcelaria.

Ellos, de esmoquín y pajarita negra, lo que en inglés llaman de tuxedoblack tie. Ellas, de traje largo y oscuro. La ocasión: la invitación del embajador de Estados Unidos para celebrar un aniversario del Cuerpo de Marines (United States Marine Corps, fundado el 10 de noviembre de 1775) una de las seis ramas de las Fuerzas Armadas norteamericanas, que tradicionalmente custodia las embajadas en el extranjero, por lo que un piquete de marines con uniforme azul y las banderas de su Fuerza estuvieron en el salón.

La recepción fue elegante: el presidente Lasso, de impacable esmoquín, luciendo en la solapa la insigna de la Orden Nacional al Mérito y su anfritrión, el embajador norteamericano, Michael J. Fitzpatrick -quien usaba, al igual que el ministro de Defensa, Luis Hernández, el llamado cuello diplomático en lugar de uno normal como Lasso- tuvieron un papel estelar, así como el grupo de marines, que llevaban la bandera norteamericana y el estandarte rojo que caracteriza a esa rama militar al ingresar al salón, al son de la marcha de la bandera.

Estuvieron las autoridades locales de Guayaquil: el gobernador Pablo Arosemena, también de black tie, la alcaldesa Cynthia Viteri- pantalón de cuero negro y ceñido buzo de cuello de tortuga- y la prefecta del Guayas, Susana González, luciendo un vestido largo con decorados barrocos y dorados estilo Versace.

Fue precisamente la prefecta la que se encargó de publicar, en sus redes sociales, las tomas de ella en la reunión, junto al presidente, el gobernador y el embajador, brindando con copas de vino blanco. Un desliz de redes sociales que el Gobierno no cometió, pues Carondelet no publicó nada sobre la cena. 

Pero mientras tenía lugar la recepción, se producían en la Penintenciaría del Litoral, a pocos kilómetros de ahí, explosiones, balaceras e incendios, en un nuevo episodio de violencia carcelaria qque ha dejado más de 60 víctimas. Enseguida llovieron las críticas a la cena, que el gobernador Arosemena atajó señalando que se salió del evento para ponerse al frente a la situación, mientras usuarios de redes -algunos vinculados a la oposición y otros no tanto- cargaron contra el presidente por su supuesta indolencia frente a la masacre. 

Otra de las críticas tuvo que ver con que nadie del Gobierno se acordó del aniversario de la Infantería de Marina ecuatoriana, que es el 12 de noviembre, pues en 1966, el presidente interino Clemente Yerovi Indaburu decretó la creación del Cuerpo de Infantería de Marina.

GALERÍA
Una cena de esmoquin que coincidió con la masacre carcelaria
 


[CO MEN TA RIOS]

[LEA TAM BIÉN]

Con la vacunación a la baja, hay dudas sobre si se llegará a la inmunidad colectiva en 2021
Manuel Novik
Así fue la censura a PLANV en el Complejo Judicial Norte
Redacción Plan V
Guardianas de Semillas y su casa de sanación en Los Andes
Gabriela Ruiz Agila @GabyRuizMx
Gobierno Abierto: la información pública en un click
Redacción Plan V

[MÁS LEÍ DAS]

Torres y Jarrín: dos asambleístas que pierden los estribos en Twitter
Redacción Plan V
La chequera de Chérrez pone en evidencia la red de sobornos en el caso ISSPOL
Redacción Plan V
La erosión en el río Coca está a 8 kilómetros de Coca Codo Sinclair
Manuel Novik
Así fue la censura a PLANV en el Complejo Judicial Norte
Redacción Plan V