Back to top

Daniel Noboa Azín

Tag: Daniel Noboa Azín

75 historias encontradas
Noboa y Abad, o la improvisación al poder
Somos una reproducción distorsionada e informal del modelo liberal occidental. Así como Verónica Abad nunca entendió cuál era su rol institucional, Daniel Noboa no dudará ni un instante en improvisar cualquier arbitrariedad para sacársela de encima.
El arte de jugar bien
El debate no puede circunscribirse a los seis meses de gobierno de Noboa. Para que el país encuentre otro rumbo para el 2005, se necesita salir del maniqueísmo electoral gobierno-oposición y situarse en una perspectiva más amplia. En el Ecuador los proyectos políticos se quedaron en el camino.
Noboísmo burocrático y el inicio de la campaña electoral
El pueblo de Daniel Noboa es el mismo pueblo borreguil y sanduchero que, por coerción, apoyó desde la institucionalidad del Estado a Rafael Correa. Por ende, no sería equivocado pensar que servidores públicos se conviertan —por instinto de supervivencia— al “noboísmo”, que no es otra cosa que la puesta en escena de un rejuvenecido y autoritario proyecto político de corte populista oligárquico.
Los malos olores de la política
¿Está la banalidad de la política en los zapatos del presidente o en el mismo primer mandatario? La última pregunta es pertinente a la luz de la tendencia cada vez más acentuada de Noboa de adentrarse en el terreno simbólico de la imagen en desmedro de la realidad.
¿Informe presidencial o reality show?
El secreto de Daniel Noboa es jugar con los deseos de las masas. ¿Acaso no queremos que sea verdad que la inseguridad y la violencia ya hayan sido resueltas, o al menos contenidas? En el fondo sabemos que es una falsedad, pero el Estado no puede confesar su derrota, y tampoco la masa puede aceptar que todo ha fracasado, la esperanza final en la actuación de las Fuerzas Armadas.
Daniel Noboa: la estrategia del anzuelo
La oposición ha mordido durante seis meses el anzuelo del gobierno; esto es, movilizarse automáticamente ante cada distractor comunicacional, y enfrentar a Daniel Noboa en un territorio que conoce y domina a placer: las redes sociales.
El conjuro de la persecución política
Detrás del ejercicio de la política subsiste esa vieja noción patrimonialista heredada de la colonia. Quien llega a ocupar un cargo en la burocracia del Estado, ya sea por nombramiento, concurso o elección popular, se asume como propietario de los recursos que debe administrar de manera transitoria.
Noboa, el saboteador
Mientras Noboa y las cámaras de comercio y producción, ven a los contratos por horas como una panacea para generar trabajo, el pueblo se da cuenta de que implica un retroceso en materia de derechos laborales. Es importante tomar en cuenta que los derechos humanos NO se plebiscitan
Noboa, la diplomacia y el autoritarismo con viraje a la derecha
No hay que autoengañarse, sería ingenuo pensar que el Presidente Noboa y su equipo de gobierno optan por convicción en combatir la impunidad y la corrupción, cuando hasta no hace mucho el mismo mandatario promovió y defendió un pacto de gobernabilidad, al que calificó de tregua, con el correísmo.
Ecuador, entre haciendas y asilos
La bravuconada tiene un precio alto y tendremos que pagarla todos, porque la indemnización que pedirá México será alta y los daños a la imagen de nuestra nación son incuantificables. No los pagará la Corporación Noboa ni el “Chito” Vera.

Páginas