Back to top
27 de Junio del 2023
Historias
Lectura: 14 minutos
27 de Junio del 2023
Redacción Plan V
Una silenciosa guerra de titanes se libra en lo más alto de la justicia
0

Fotomontaje referencial: PlanV

 

“Cuando se encuentran con jueces que no pueden controlar, siempre se dan este tipo de situaciones irregulares en la administración de justicia”, dice Walter Macías, juez de la Corte Nacional de Justicia. La Judicatura lo suspendió, pero retornará a sus funciones gracias a una acción de protección. El juez acusa a ese organismo de presionar a los jueces en casos de alta connotación. En este caso, Pablo y Esteban Celi son protagonistas.


El juez Walter Macías, de la Corte Nacional de Justicia (CNJ), ganó una doble batalla este lunes 26 de junio. Por un lado, su acción de protección contra el Consejo de la Judicatura (CJ) fue aceptada y con ello deberá ser reintegrado a sus funciones. De igual manera, una recusación en su contra planteada por el excontralor Pablo Celi fue rechazada y, por lo tanto, seguirá en el trámite del caso que involucra al ex alto funcionario.

En las últimas semanas, el magistrado ha sorteado varios frentes. Primero, con el CJ. El pasado 11 de mayo, este organismo lo suspendió de manera preventiva durante tres meses. Esta decisión se basó en una queja de Esteban Celi, hermano del excontralor, ambos sentenciados en el caso de corrupción Las Torres.

Esto lo contó Macías en una entrevista con Plan V en la que mostró su descontento por esta situación. Dijo que el trasfondo de esta medida fue evitar que actúe de forma imparcial en las causas que tramita. “Cuando se encuentran con jueces que no pueden controlar, siempre se dan este tipo de situaciones irregulares en la administración de justicia”, aseveró.

Mesa de análisis de PlanV

El juez nacional presentó la acción de protección, el pasado 15 de junio, para ser reintegrado en su cargo. Alegó que la decisión del CJ violó sus derechos porque no fue una decisión que tomó el Pleno sino solo dos de sus cinco integrantes. Se trata de Wilman Terán, presidente del CJ, y Xavier Muñoz, vocal del organismo. Ambos votaron a favor de la suspensión de Macías. Mientras que los vocales Maribel Barreno y Juan José Morrillo se abstuvieron por tener conflicto de intereses. Y el vocal Fausto Murillo se retiró de la sesión.

Wilman Terán fue posesionado como presidente de la Judicatura el pasado 23 de febrero. Salió de una terna que envió Iván Saquicela, presidente de la Corte Nacional de Justicias. Ha sido protagonista de decisiones polémicas. Foto: El Universo

Entonces, Terán utilizó su ‘voto dirimente’, es decir votó doble para alcanzar los tres votos necesarios. Pero este voto dirimente, explicó Macías, solo es posible cuando existe un empate entre dos votos a favor y dos en contra. Estos segundos no existieron en la sesión mencionada.

Un día después, la Fiscalía allanó las instalaciones del CJ por presuntos indicios de obstrucción de la justicia tras la suspensión de Macías. Esto sucedió en medio de una investigación contra los vocales Barreno y Morillo. El proceso se abrió tras la filtración de un audio que, según la Fiscalía, los involucra en un delito de tráfico de influencia. Esto lo explicó Plan V en el reportaje El audio de 71 minutos que revela pactos políticos, sentencias en pendrive y compra de votos.

Macías tramitaba el ‘Caso vocales’, como se lo denominó. El 4 de mayo, una semana antes de su suspensión, convocó a la audiencia para la formulación de cargos contra Barreno y Morillo, y Alberto Jhayya, juez de Pichincha. Pero previo a su instalación, Barreno recusó a Macías por una presunta enemistad manifiesta. La vocal sostuvo que ella había participado en sanciones contra familiares de Macías que también son funcionarios judiciales.

Pero la recusación fue negada el 10 de mayo a las 18:00. Ese mismo día, a las 22:00, la Subdirección de Control Disciplinario de la Judicatura elaboró un informe basado en una denuncia presentada por Esteban Celi. Al día siguiente, Terán convocó al Pleno y se dio la cuestionada votación sin que exista un sumario disciplinario en su contra. Este expediente, informó Macías, se abrió 40 días después de su suspensión.

En medio de esta disputa, el juez Javier de la Cadena asumió el ‘Caso vocales’ por designación de Iván Saquicela, presidente de la CNJ. La Fiscalía miró con recelo este cambio, pues a Cadena se lo conoce por ser un amigo cercano de Barreno y de altos exfuncionarios correístas. Ambos llegaron a la función judicial de la mano de Gustavo Jalkh, quien estuvo al frente de la Judicatura durante cinco años en el gobierno de Rafael Correa. 

Javier de la Cadena asumió el 'Caso Vocales' después de la salida de Macías. Se lo conoce por ser amigo cercano de la vocal Maribel Barreno y de Gustavo Jalkh, expresidente de la Judicatura. Captura de video de Teleamazonas

Este lunes, 26 de junio, el juez Santiago Altamirano, de la Unidad Judicial y Civil, con sede en la parroquia de Iñaquito, aceptó la acción de protección de Macías u consideró que en este caso hubo vulneración a la seguridad jurídica e independencia judicial. Para él, Terán no tenía potestad dirimente en el caso, pues no había un empate entre votos afirmativos y negativos. Por eso, ordenó la reincorporación de Macías a sus funciones. El magistrado se presentará en su despacho este miércoles, 27 de junio.

‘El cueste lo que cueste’ arbitrario

Macías es el primer juez nacional que libra una batalla contra la Judicatura, desde que Wilman Terán asumió la presidencia de ese organismo. En la entrevista con Plan V, Macías afirmó que el CJ quiere ejercer poder ante los jueces. “El cueste lo que cueste ya sabemos, actualmente, que es una forma de decir hagamos las cosas de forma arbitraria”, manifestó Macías en la entrevista en referencia a la frase que ha acuñado Terán durante su administración.

En medio de esta disputa están los hermanos Celi. Pablo Celi, excontralor, y su hermano Esteban fueron sentenciados a trece y siete años, respectivamente, por delincuencia organizada en el caso Las Torres. Macías fue el juez ponente del tribunal que resolvió la condena, junto con los magistrados Adrián Rojas y Mauricio Espinosa. En este caso hubo otras nueve personas procesadas. Además de la cárcel, los Celi deben pagar multas económicas que sumadas dan el total de $350.00. La sentencia, que los jueces emitieron de manera oral el pasado 10 de febrero, también dispone poner una placa en varias instituciones sobre este caso.

El juez Macías (centro) fue el ponente del caso Las Torres junto a los magistrados Adrián Rojas y Mauricio Espinosa. Foto: FGE

Posterior a la condena, Esteban Celi se quejó contra Macías en la Judicatura. La denuncia tenía que ver con las demoras en la emisión de la sentencia porque estaba en curso la recusación contra Adrián Rojas, otro de los jueces del tribunal. Pero según Macías, Terán olvidó cómo se tramitan los casos, pese a que el actual presidente de la Judicatura también fue juez de la CNJ.

“El presidente Wilman Terán, habiendo sido magistrado de la Corte Nacional de Justicia, pasa por alto -de forma abrupta y desairada- que, a la fecha de la recusación, el juicio (por el caso) Las Torres estaba suspendido porque los tres jueces del tribunal entramos al proceso de deliberación para establecer, luego de nueves meses, si los procesados eran culpables o inocentes. En palabras ordinarias es cosa de locos pretender que el proceso siga. El objetivo de la recusación, en esa época, del señor Esteban Celi era que se conforme el tribunal con otro juez para tirar abajo el caso Las Torres”, afirmó el juez Macías.

Macías cree que existe un intento por dejarlo fuera del caso para que el tribunal se quede sin jueces. El magistrado Rojas también está fuera de la causa porque está en funciones en la Sala de lo Civil de la CNJ por decisión de Iván Saquicela. “Entonces se ve el contubernio inclusive porque la denuncia (de Celi) fue presentada el 8 de mayo y se resuelve mi suspensión el 11 de mayo. Es una de las denuncias que se ha tratado con mayor agilidad y rapidez en el Consejo de la Judicatura”. 

“Entonces se ve el contubernio inclusive porque la denuncia (de Celi) fue presentada el 8 de mayo y se resuelve mi suspensión el 11 de mayo. Es una de las denuncias que se ha tratado con mayor agilidad y rapidez en el Consejo de la Judicatura”, juez Macías. 

Esta no es la única presión, relató. Cuestionó, por ejemplo, que las reuniones de los 21 magistrados de la CNJ para adoptar resoluciones sean reservadas. Lo mismo sucede en el Pleno de la Judicatura. Si esto ocurre en los debates normales de estas instituciones, “no se diga en los casos de conmoción social”, agregó.

Macías contó que el mismo día que fue suspendido, a las 08:30, él envió a los jueces del tribunal el borrador final y corregido de la sentencia del caso Las Torres para notificar a los procesados. Recordó que esta audiencia duró nueve meses y por la complejidad de la causa necesitan estructurar la resolución.

En esta se incluirán las leyendas que se grabarán en las placas que deberán ser colocadas en la Secretaría General de la Presidencia, en Petroecuador, en la Contraloría y sus dependencias a escala nacional, y en los edificios de las gobernaciones provinciales. La suspensión de Macías evitó que se notifique esta sentencia.

“¿Está estorbando el juez Macías con su imparcialidad, ¿qué está detrás de todo esto? Hay casos en los que estamos interviniendo y no quieren que sigamos impartiendo justicia. ¿No quieren que salga la sentencia en el caso Las Torres? Esto es inaudito”, lamentó.  

Un desfile de jueces para una recusación

Pablo Celi, excontralor, también se unió a la estrategia de su hermano. El pasado 6 de abril, presentó una recusación contra los jueces Javier de la Cadena, Javier Guillén y Macías. Los tres conformaban un tribunal que debió resolver la apelación a la prisión preventiva que se le impuso a Celi y a su hermano en otro caso de corrupción.

Pablo Celi y su hermano Esteban enfrentan dos procesos, uno por delincuencia organizada y otro por cohecho. Foto: Contraloría General del Estado

Los dos tiene un segundo proceso por presunto cohecho en el caso llamado China Camc. En la audiencia de formulación, del 28 de marzo de 2022, se le dictó la prisión preventiva. Pero semanas después a Celi le sustituyeron esa medida por el arresto domiciliario porque cumplió 65 años. Lo mismo ocurrió en su proceso por delincuencia organizada.

Pero, ahora, casi un año después de esos hechos, Celi presentó una recusación para acusar al tribunal por el retraso para la convocatoria de la audiencia de apelación de una prisión preventiva que ya no existe.

La apelación recayó el 1 de julio de 2022 en el tribunal conformado por Rodriguez (ponente), Macias y Zambrano. El 5 de julio, Macías y Rodriguez presentaron excusas para conocer la causa. El juez restante, Zambrano, negó la primera y aceptó la segunda. Entonces De la Cadena reemplazó a Rodríguez, según sorteo de 12 de julio.

De la Cadena, al contestar su recusación este lunes, 26 de junio, dijo que desde que fue sorteado como juez ponente ha reemplazado a varios magistrados la CNJ y afirmó que estuvo obligado a hacerlo porque eso lo dispone la norma. Los movimientos han sido los siguientes:La conjueza Hipatia Ortiz lo reemplazó el 19 de agosto de 2022 y convocó a la audiencia de apelación para el 21 de octubre de 2022.

  • El 20 de octubre de 2022, volvió De la Cadena y difirió la audiencia para el 21 de octubre.
  • El 5 de enero de 2023, lo reemplazó la conjueza Rita Bravo Quijano y convocó, por segunda ocasión, a la audiencia de apelación para el 19 de enero de 2023.
  • El 18 de enero de 2023, lo reemplazó la conjueza María Gabriela Miel, quie dejó sin efecto la convocatoria para el 19 de enero de 2023.
  • El 10 de marzo de 2023, De la Cadena convocó por tercera ocasión a la audiencia, pero esta vez para el 15 de marzo de 2023.
  • El 14 de marzo de 2023, lo reemplazó el conjuez Julio Escobar, quien difirió la audiencia.

¿Por que tanto movimiento en una causa cuyo hecho inicial (la prisión preventiva) ya no está vigente? El juez Macías dijo a Plan V que ni siquiera había sido notificado de esta recusación. Pero le llama nuevamente la atención estos hechos ‘particulares’ en casos de gran connotación y que se distraigan a los conjueces en lugar de resolver eficazmente sus causas.

[RELA CIONA DAS]

Audio entre Carlos Pólit y Diego Sánchez (primera parte): en 2020 el excontralor creía que le pincharon su teléfono
Susana Morán
La pena de Ola Bini fue suspendida y no irá a la cárcel, seguirá el proceso en la Corte Nacional
Redacción Plan V
¿Quién es Diego Sánchez, el testigo en el juicio contra Carlos Pólit que tiene un acuerdo con EEUU?
Redacción Plan V
La Corte Nacional, un juego de tronos en medio del desangre
Reporte Global y Plan V
Wilman Terán busca salir de la cárcel, pero con otra estrategia
Redacción Plan V
GALERÍA
Una silenciosa guerra de titanes se libra en lo más alto de la justicia
 


[CO MEN TA RIOS]

[LEA TAM BIÉN]

Caso Las Torres: desde "fiscal farsante" a "caso histórico"
Redacción Plan V
El contralor Pablo Celi, detenido por la trama de sobornos en Petroecuador
Redacción Plan V
Wilman Terán: el atildado judicial de Santo Domingo que preside el CNJ
Redacción Plan V
Wilman Terán quiere respaldar la iniciativa de jueces sin rostro en la ley de datos personales
Susana Morán

[MÁS LEÍ DAS]

Entre el Hotel Quito y Oloncito
Consuelo Albornoz Tinajero
La fiscal Diana Salazar alega su embarazo de alto riesgo como argumento contra el juicio político
Redacción Plan V
Movimiento Nacional Surgente: ¿la nueva cara del correísmo?
Redacción Plan V
!Ay, Pame! o de la impudicia
Fernando López Milán