Back to top
2 de Julio del 2018
Historias
Lectura: 14 minutos
2 de Julio del 2018
Redacción Plan V
El amplio triunfo de López Obrador abre una nueva etapa en México

Foto: AFP

Miles de personas llenaron el Zócalo capitalino, en la Ciudad de México, para festejar el triunfo de López Obrador. 

 

Con más del 50% de los votos, el candidato del movimiento de centro izquierda Morena, Andrés Manuel López Obrador (AMLO), ganó las presidenciales mexicanas, en uno de los triunfos electorales más amplios de la política del país azteca. En sus primeras declaraciones, López Obrador emitió mensajes conciliadores, de unidad nacional y respeto a las libertades.

Miles de personas celebraron en el Zócalo, la plaza mayor de la ciudad de México, la noche de este domingo 1 de julio de 2018, el triunfo electoral de Andrés Manuel López Obrador (AMLO) el candidato de la centroizquierda mexicana, quien en su tercer intento logró llegar a la Presidencia. AMLO se posesionará el 1 de diciembre, y hasta tanto, recorrerá su país y realizará varias visitas al exterior. En una serie de gestos "simbólicos" como los que acostumbran los políticos de la tendencia, anunció que no contará con la custodia del Estado Mayor Presidencial -la guardia de Palacio mexicana- que se bajará el sueldo a la mitad, que viajará en aviones comerciales y que tampoco piensa vivir en los apartamentos presidenciales de Los Pinos, complejo del Ejecutivo en la Ciudad de México que dice convertirá en un centro cultural.

El conteo rápido del Instituto Federal Electoral mexicano, pasadas las 20:00, estableció que López Obrador obtuvo hasta el 53,8% de los votos válidos, lo que significaría hasta 31 millones de votos. Se trata de uno de los apoyos más amplios en la historia reciente de México, país en donde no hay segunda vuelta. Aunque las encuestas daban le daban a AMLO por lo menos el 44% de apoyo, lo cierto es que el candidato de Morena, una formación de la izquierda mexicana, logró hasta diez puntos más de votos. 

El conteo rápido del Instituto Federal Electoral mexicano, pasadas las 20:00, estableció que López Obrador obtuvo hasta el 53,8% de los votos válidos, lo que significaría hasta 31 millones de votos. Se trata de uno de los apoyos más amplios en la historia reciente de México, país en donde no hay segunda vuelta.

Además de la presidencia, se eligieron 500 diputados y 128 senadores, 9 gubernaturas, 1.612 alcaldías y otros 1.156 cargos. En total fueron puestos a votación 3.406 cargos. Una mayoría en el Congreso de la Unión, el Legislativo mexicano, también habría sido obtenida por López Obrador y su partido. 

Los otros candidatos quedaron a considerable distancia de AMLO: Ricardo Anaya (39 años), de la coalición Por México al Frente,  obtuvo entre 22,1% y 22,8%. Anaya reconoció la victoria de AMLO y le deseó "el mayor de los éxitos por el bien de México".

José Antonio Meade del partido gobernante, el PRI (49),  sacó entre 15,7% y 16,3% de los sufragios.

El candidato independiente Jaime Rodríguez "El Bronco"logró un margen de entre 5,3% y 5,5% de los votos.

López Obrador, quien fue jefe de Gobierno (alcalde) de la ciudad de México, llega a la presidencia en su tercer intento, con una serie de acuerdos políticos que incluyen a sectores como las poderosas iglesias Católica y protestantes, sectores de izquierda y centroizquierda, y críticos de la clase política tradicional mexicana y de la prensa.

Nacido en el estado mexicano de Tabasco en 1953, estudió y vivió en la capital desde muy joven. Entre 2000 y 2005, fue alcalde de la ciudad de México en las filas del partido de izquierda Partido de la Revolución Mexicana. En 2006 intentó ser presidente, pero perdió por el 0,56% de los votos, por lo que protestó en las calles durante dos meses y denunció un fraude. Volvió a postularse en 2012, pero perdió ante Enrique Peña Nieto del PRI. 

En muchos aspectos, el discurso de López Obrador se parece al correísmo tradicional: apela a una suerte de Revolución ciudadana que pretende hacer entroncar con las grandes transformaciones mexicanas: la Independencia, la Reforma de Benito Juárez y la Revolución de Villa y Zapata de principios del siglo XX. De ahí que la suya aspira a ser una "cuarta revolución", en una comparación que recuerda los esfuerzos del correato por igualar y superar la Revolución liberal de 1895. 

También, recoge elementos de la izquierda latinoamericana, como la crítica a los Estados Unidos, un tácito apoyo a la Venezuela de Nicolás Maduro, el rechazo de los llamados "poderes fácticos" con un tono antiprensa del que hizo gala en la campaña y una retórica que a ratos es similar a la de los populismos chavista y correísta. 

En diálogo con PLANV,  el periodista mexicano Javier Garza sostuvo que el triunfo fue ya anunciado por las encuestas. Pero se muestra excéptico sobre qué podría pasar en el Gobierno de López Obrador. "Es como una pintura impresionista, cada cual ve lo que quiere ver. Sus primeros discursos fueron conciliador con los mercados, pero en el discurso en el Zócalo tuvo un discurso más radical. Creo que debemos fijarnos en qué controles puede tener, pues va a contar con mayoría en el Congreso. Podría desmantelar instituciones como la Suprema Corte, el Instituto Electoral, o el Banco de México (Banco Central), que en México sí tienen autonomía".

Para Garza, "podría haber la posibilidad de meterle mano tanto a la juticia cuanto a las políticas económicas que controla el Banco de México. La gran interrogante es si usará sus mayorías para socavar la libertad de prensa, para controlar a los otros poderes del Estado. Tiene un discurso antiprensa cuando salen cosas que no le gustan, habla de una prensa elitista, burguesa o parte de la mafia del poder".

Para el periodista Javier Garza, "podría haber la posibilidad de meterle mano tanto a la juticia cuanto a las políticas económicas que controla el Banco de México. La gran interrogante es si usará sus mayorías para socavar la libertad de prensa, para controlar a los otros poderes del Estado".

Sobre los apoyos que aglutinó el candidato de Morena , creo que "pudo ser un apoyo importante el que obtuvo por la alianza con el partido evangélico, que es muy conservador y puedan intentar que sea un Gobierno más conservador. AMLO nunca se ha comprometido con los derechos de las minorías, pues siempre frenó la Ley para legalizar el matrimonio entre el mismo sexo y el aborto, que fueron legalizados luego de que él salió de la jefatura de Gobierno de la Ciudad de México, por su alianza con el cardenal Norberto Rivera, arzobispo de México. Tenía una postura parecida a la de la Correa. Es un izquierdista, pero conservador en algunos temas. Los mercados no se han sobresaltado, y los empresarios están a la espera de lo que pueda ocurrir", dijo Garza a PLANV. 

Mensaje de calma

Pero, en sus primeras declaraciones, López Obrador envió un mensaje de calma a esos mismos "poderes fácticos" a los que no dudó en criticar. Así, sostuvo que no aspira a instalar una dictadura "abierta o encubierta" y que su pensamiento se sintetiza en una frase: "Por el bien de todos, primero los pobres".

"Los cambios serán profundos, pero se darán con apego al orden legal establecido. Habrá libertad empresarial, libertad de expresión, de asociación y de creencias", dijo. "Llamo a todos los mexicanos a la reconciliación y a poner por encima de los intereses personales, por legítimos que sean, el interés superior, el interés general".

El candidato, que habló primero en el hotel Hilton, sede de su campaña, y luego se trasladó a una tarima montada en el Zócalo, ante el Palacio Nacional, acompañado de cientos de personas a pie y en motos, agregó que "erradicar la corrupción y la impunidad será la misión principal del nuevo gobierno. Bajo ninguna circunstancia, el próximo presidente de la República, permitirá la corrupción ni la impunidad, sobre aviso, no hay engaño. Sea quien sea, será castigado. Incluyo a compañeros de lucha, a funcionarios, a los amigos y a los familiares".

AMLO sostuvo también que "reitero el compromiso de no traicionar la confianza que han depositado en mí millones de mexicanos. Voy a gobernar con rectitud y justicia. No les fallaré".

"Reitero el compromiso de no traicionar la confianza que han depositado en mí millones de mexicanos. Voy a gobernar con rectitud y justicia. No les fallaré", dijo López Obrador. 

Según Ana Gabriela Rojas, corresponsal de BBC Mundo en México, "En su tercera campaña presidencial, AMLO mostró una imagen más moderada ante los electores, formando una coalición muy variada, con gente proveniente de partidos de izquierda, pero también un ala conservadora. Algunos analistas mencionan que AMLO ha logrado mantener una imagen antisistema y de honestidad. Esto le ayudó a concentrar el voto de castigo contra el Partido Revolucionario Institucional, del actual presidente Enrique Peña Nieto, y el Partido Acción Nacional, que gobernó entre el 2000 y 2012. Las campañas electorales, que estuvieron marcadas por acusaciones entre los candidatos, han polarizado al país en los últimos meses".

Varios analistas, consultados por BBC, aseguraron que hay tres elementos que explican el triunfo del postulante de Morena. En primer lugar, un discurso más conciliador. Así, para Sergio Aguayo, politólogo del Colegio de México, "AMLO tiene un mérito indudable. Él y su equipo llevan años insistiendo en crear una organización de base y han ido logrando una estructura que está retando y derrotando a los otros partidos", afirma.

José Luis Berlanga, experto en teoría política de la Universidad de Monterrey (UDEM), cree que AMLO manejó en esta campaña un discurso de tono más conciliador y pragmático. "Esta vez planteó un movimiento 'atrapa-todo'. En su alianza cupieron todos los que quisieron sumarse, de todos los colores y sabores".

Uno de esos pactos fue con las iglesias protestantes, lo que fue criticado por el movimiento LGBT, que lo acusó de abandonar la agenda de la diversidad sexual en busca de votos. El pacto se verificó al sumarse a la alianza el Partido Encuentro Social (PES), expresión política de las iglesias evangélicas mexicanas. 

El empresario Alfonso Romo será su jefe de gabinete, tras haber expresado sus reservas sobre el político izquierdista en el pasado. 

La coordinadora de campaña, Tatiana Clouthier, es hija de Manuel Clouthier, que fue candidato la presidencia del Partido Acción Nacional (PAN) en 1988 y además ella misma militó en el partido de derecha hasta 2005.

De su lado, Roger Bartra, le dijo a BBC que el presidente electo "dio un viraje a la derecha tan grande que se acercó al viejo Partido Revolucionario Institucional (PRI)". "Este acercamiento al antiguo PRI le ayudó a captar simpatías de priístas descontentas con el giro tecnocrático del PRI actual",explica Bartra, para quien AMLO es una "nueva encarnación de la tradición latinoamericana del populismo". La corrupción y ostentación de la clase política mexicana explica también el triunfo del político de Tabasco, dice Bartra: "En México existe un enojo generalizado, sobre todo por la inseguridad y por la corrupción en los distintos estratos gubernamentales. Esto ha contribuido a la crisis del gobierno de Enrique Peña Nieto".

El escándalo de la Casa Blanca, una mansión en un exclusivo sector de la Ciudad de México que la mujer del presidente Peña Nieto aceptó de una constructora contratista del Estado, y que fue denunciado por la periodista Carmen Aristegui, fue uno de los más sonoros de la presidencia de Peña Nieto. 

Para Berlanga, AMLO ha captado el nicho del político "antisistema", en una nueva coincidencia con el correato de 2006: "Ha capitalizado este sentimiento de enojo y para los votantes representa la posibilidad de castigar a los que actuaron mal y que se desempeñaron de manera incorrecta".

Otros factores que podrían haber contribuido al triunfo de AMLO son su postura frente a Donald Trump, cuyos ataques a los migrantes mexicanos en Estados Unidos ha rechazado públicamente, y las divisiones entre los otros partidos, en especial, el PRI y el PAN, formaciones de centro derecha que se "chimbaron" entre sí, como diríamos en el Ecuador. 

Los medios mexicanos fueron mencionados por AMLO en su discurso, quien esta vez destacó su "profesionalismo", aunque en el foro del canal Televisa, que cubría las elecciones, se pudieron escuchar reservas sobre posibles restricciones que el nuevo Gobierno imponga a la libertad de expresión. 

[RELA CIONA DAS]

Los jueces nacionales bajo la lupa
Redacción Plan V
Socialismo siglo XXI o la hipocresía del poder
Rodrigo Tenorio Ambrossi
Sobre la servidumbre y el socialismo
Simón Ordóñez Cordero
AMLO inicia su camino hacia una "revolución ciudadana" a la mexicana
Redacción Plan V
El shock brasilero
Juan Cuvi
GALERÍA
El amplio triunfo de López Obrador abre una nueva etapa en México
 

[CO MEN TA RIOS]

[LEA TAM BIÉN]

Extrema pobreza: el gobierno se anticipó a dar las cifras
Jaime Vargas y su salud
Inocencio Tucumbi y el rastro de los fallecidos en las protestas
Susana Morán
Así festejó el David indígena la derrota de Goliat
Fermín Vaca Santacruz

[MÁS LEÍ DAS]

Cae otro accionista de Sky Jet con más de una tonelada de droga
Redacción Plan V
El campanazo carchense
Juan Cuvi
Quien busque la continuidad de Moreno y Correa, será golpeado con votos
Jean Cano
En Carchi se exige que la minería no dé la espalda a las comunidades
Susana Morán