Back to top
8 de Febrero del 2018
Historias
Lectura: 10 minutos
8 de Febrero del 2018
Jean Cano

Periodista de investigación, editor general de la revista Criterios de la Cámara de Comercio de Quito. 

Los guiños entre Ecuador y Estados Unidos

Fotos: Cámara de Comercio de Quito

El embajador de Estados Unidos, Todd Chapman, y el embajador del Ecuador en Washington, Francisco Carrión, durante el evento en la Cámara de Comercio. 

 

Pablo Campana lanzó su As bajo la manga. Se comprometió a proponer en el Gabinete y al presidente Lenín Moreno una salida para generar más dinero todavía. Esta es la monetización de activos, concesión o contratos de servicios de gerencia, que, para él, no es privatización. Eso, asegura el Ministro, brindará más recursos que servirán para reducir el déficit fiscal y ayudar a los programas sociales. Dio un ejemplo: hay cuatro hidroeléctricas pueden significar USD 5300 millones de dólares. Lo inundaron de aplausos.

El presidente de la Cámara de Comercio de Quito, Patricio Alarcón. 

El foro que un principio estaría dedicado a las inversiones, se torno en un acto eminentemente político. El segundo día del I Encuentro de Comercio e Inversiones Ecuador-Estados Unidos, organizado por algunos gremios del sector empresarial, se realizó en el Edificio Las Cámaras de Quito y tuvo intervenciones que fueron provocadoras, aconsejadoras y aleccionadoras. Como un diálogo entre aliados.

Tres expositores fueron los más atendidos: el ministro de Comercio Exterior, Pablo Campana; el embajador de Estados Unidos, Todd Chapman; y el embajador de Ecuador en Estados Unidos, Francisco Carrión. A continuación un resumen de sus inéditas declaraciones, incluida una en la que se pide ayuda a EE.UU. para las extradiciones, y tres problemas que inquietan mientras el gobierno de Lenín Moreno intenta refrescar las relaciones con el país del norte.

Campana se revela y lanza su As

El ministro de Comercio Exterior, Pablo Campana, quiere llevar toda la presión al seno del Gabinete. Él mira la política exterior sin ideología, a diferencia de algunos de sus colegas del círculo de Lenín Moreno, y quiere aplicar lo que el llama pragmatismo. Este consiste en atraer divisas para financiar programas sociales, como el plan estrella del Gobierno, Toda una vida… yendo a la segura.

El ministro de Comercio Exterior, Pablo Campana. 

Ofreció alertas sobre cómo están las relaciones comerciales con Estados Unidos. No crecen, no hay acuerdo comercial y hay competidores, como los países de Centroamérica, que ponen al Ecuador en riesgo.

El comercio ha crecido con otros países pero no con EE.UU., que es el principal socio, con un tercio de todo lo que se exporta. Por ejemplo, el año pasado, el intercambió creció un 13% con la Unión Europea, pero con EE.UU. sólo el 2%. Entonces, pragmáticamente, es urgente el acuerdo.

Y en este foro, Campana lanzó su As bajo la manga. Se comprometió a proponer en el Gabinete y al presidente Lenín Moreno una salida para generar más dinero todavía. Esta es la monetización de activos, concesión o contratos de servicios de gerencia, que, para él, no es privatización. Eso, asegura el Ministro, brindará más recursos que servirán para reducir el déficit fiscal y ayudar a los programas sociales. Dio un ejemplo: hay cuatro hidroeléctricas pueden significar USD 5300 millones de dólares. Lo inundaron de aplausos.

“No es tiempo para ser muy diplomático”: Chapman

Los intereses de Estados Unidos dictan que si hay cero aranceles para Ecuador, debe haber cero aranceles para Estados Unidos, eso es equitativo, dijo el embajador Chapman. 

El embajador de Estados Unidos en Ecuador, Todd Chapman, se quitó los seguros. El experto en temas comerciales y de negociación, dio la receta a seguir para alcanzar un Acuerdo Comercial con su país.
Claro, no sin dejar de advertir, que por el momento el Ecuador no es un tema prioritario en la agenda del Congreso de Estados Unidos. Antes están muchos otros, incluyendo Canadá, México y Gran Bretaña.  Y dejó en claro que las condiciones han cambiado. No es el tiempo cuando se negoció el Tratado de Libre Comercio.

Es más, aseguró al auditorio que su país no quiere un TLC, sino un Acuerdo Comercial, que ahora queremos lo mismo… El foro rió. Y luego fue más específico. Los intereses de Estados Unidos dictan que si hay cero aranceles para Ecuador, debe haber cero aranceles para Estados Unidos, eso es equitativo. Y a su país le preocupa el trato de la propiedad intelectual, que es uno de los rubros más importantes de ingreso de dinero para sus empresas. Advirtió que aquí le decimos piratería. Y que piratería es robo y que el robo es crimen. Pero aquí está en todos lados.

Antes de una negociación, Estados Unidos, expuso el Embajador, busca seguridad jurídica, cumplimiento de la ley, estabilidad política. Revisión de las trabas como la tasa aduanera, el Impuesto a la Salida de Divisas. Y, en esa línea de no ser tan diplomático sino más como “amigo y aliado”, dio pautas de cómo resolver… El Ecuador debe resolver temas irritantes, como las barreras comerciales, arbitrajes; llevar a cabo negociaciones internas; preparar y presentar la oferta; y hacer lobby en Estados Unidos. El acuerdo celebrado con la Unión Europea, dijo, es un instrumento para alcanzar acuerdos internos.

Francisco Carrión, el provocador

El embajador ante la Casa Blanca, Francisco Carrión, participó en el evento. 

El embajador de Ecuador en Estados Unidos, Francisco Carrión, recién posesionado, empezó con un reto al auditorio.Dijo a los empresarios que se cree que la economía está antes que la política. Pero para él está, definitivamente, la política.

Hizo está aclaración antes de exponer que su trabajo en Washington es recuperar la relación con ese país ya que en la década pasada “poco se pudo hacer”. Todo porque Estados Unidos es una prioridad y que, en ese camino, la ideología tampoco importa. Aunque hará lo mismo que hace Chapman en Ecuador, hablar con todos defendiendo los intereses del Ecuador y la soberanía.

Entonces llegó el segundo desafío. Carrión, reputado académico, en el estrado y sin discurso preparado, se dirigió a Chapman. Fueron tres pedidos directos, sin anestesia. Uno, que Estados Unidos apoye al Gobierno de Lenín Moreno porque no quiere que se convierta en una nueva Venezuela. Dos, que el país del norte colabore en la lucha contra la corrupción y eso es aceitar los pedidos de extradición de corruptos. Y, tres, renovar los mecanismos de diálogo, y es prioritario el tema migratorio. Carrión, como diciéndose a sí mismo, expuso que no tiene miedo de ser franco porque lo sacaron de la academia… y pudiera regresar a ella.

El polvo debajo de la alfombra

Las buenas intenciones de las autoridades deben sortear, al menos, otros tres obstáculos para normalizar las relaciones políticas y económicas entre Ecuador y Estados Unidos.

El primero es la permanencia de Julian Assange, fundador de Wikileaks, en la Embajada de Ecuador en Londres. El permanece en esa sede desde el 2012 por miedo a ser detenido por las autoridades británicas y ser deportado a los Estados Unidos ya que, supuestamente, debería responder por las filtraciones de asuntos de seguridad nacional. Assange incluso fue acusado de intervenir en las últimas elecciones de Estados Unidos y la Embajada debió cortarle el Internet. Ahora mantiene un acuerdo con el Gobierno de Ecuador de no dar declaraciones públicas sobre asuntos de otros países. El Embajador Carrión dijo sobre este tema que se pregunte a la Canciller, María Fernanda Espinosa…

Hay varios temas pendientes en la agenda bilateral con Estados Unidos, uno de ellos es el caso de Julian Assange. 

El segundo es la posición de Ecuador con respecto a lo que sucede en Venezuela. Las autoridades de Ecuador, pese a que no dan declaraciones formales en apoyo o condena sobre los abusos de Nicolás Maduro, continúa con su postura de no involucramiento por temas de soberanía. Estados Unidos es claro en condenar esa decisión ya que “imposibilita la realización de elecciones presidenciales libres, transparentes y creíbles, conforme a estándares internacionales”. Carrión: “en eso creo que, y lo ha hecho público Estados Unidos, respecto a la diferencia de posiciones que existen entre los dos países”.

El último obstáculo a superar es el caso de la estadounidense Chevron. En 2014, la Corte Federal del Distrito Sur de Nueva York dictaminó que la sentencia por USD 9,5 mil millones en contra de Chevron en Ecuador fue producto de fraude y extorsión, y la declaró inejecutable. Pero desde el mismo Gobierno de Ecuador, liderado por Rafael Correa, se hicieron varios movimientos para lograr ejecutar la sentencia. Hasta el momento no ha logrado ejecutar la sentencia en varios países donde esa empresa tiene filiales, pero hay pendientes, como Brasil y Argentina.

Deben resolverse: el laudo final del Tribunal de Arbitraje de La Haya, donde Chevron demandó a  Ecuador por las irregularidades en el juicio de Lago Agrio; también un juicio en Canadá; y, finalmente, la Corte Constitucional Ecuador todavía no resuelve la Acción Extraordinaria de Protección presentada por Chevron. La compañía pidió que la Corte declare que la sentencias en Ecuador han violado la normativa nacional. De nuevo el Embajador Carrión: “soy de los que cree que eso está judicializado, y debe seguir el andarivel de la justicia en Ecuador o Estados Unidos, y no debe afectar las relaciones comerciales o políticas”.

[RELA CIONA DAS]

Assange y la geopolítica de las emociones
Luis Córdova-Alarcón
La jalada de orejas de míster Chapman
No vivimos una «nueva guerra fría»
Luis Córdova-Alarcón
Hacia una nueva guerra fría
Decio Machado
La gigantesca concentración empresarial en Estados Unidos
Gonzalo Ortiz Crespo
GALERÍA
Los guiños entre Ecuador y Estados Unidos
 

[CO MEN TA RIOS]

[LEA TAM BIÉN]

Así protegieron al violador de "El Principito"
Redacción Plan V
El largo camino de los pueblos indígenas para llegar a la universidad
Katicnina Tituaña
Los mecheros de la muerte en la Amazonía
Susana Morán
La varias veces centenaria biblioteca del convento de Santo Domingo se renueva
Redacción Plan V

[MÁS LEÍ DAS]

Gaby: cuando la justicia obliga a una niña a ser madre
Susana Morán
Quién es quién y quién llevó a quién en el Municipio de Yunda
Fermín Vaca Santacruz
El costo político de Santiago Cuesta
Redacción Plan V
Diario de una esclava sexual en la Frontera Norte
Redacción Plan V