Back to top
10 de Septiembre del 2017
Historias
Lectura: 20 minutos
10 de Septiembre del 2017
Susana Morán
"Le diré al Presidente: Juntos gobernemos el Ecuador"
0

Fotos: Julia Chávez

Ante el  río Pindo Grande, que se une con el río Puyo, Jaime Vargas habla sobre su trayectoria y sus propuestas en el relevo de la dirigencia indígena. 

 

Desde Unión Base, cerca de Puyo, en entrevista con Plan V, Jaime Vargas asegura que llegará la presidencia de la Conaie por consenso. Continuará con el diálogo iniciado con el Gobierno, pero anuncia que le dará al mandatario Lenín Moreno seis meses para que cumpla sus compromisos. Vargas es uno de los procesados por los conflictos mineros en Morona Santiago, donde radica en la actualidad.

Jaime Vargas

2010-2012. Coordinador y representante de la Nacionalidad Achuar del Ecuador (NAE) en Morona Santiago.
2012-2015. Presidente de la NAE
2015 hasta agosto 2017. Fue presidente del Consejo de Participación Ciudadana de Control Social en Morona Santiago.

Froilán Jaime Vargas Vargas se convertirá en el primer achuar que llega a la presidencia de la Conaie. Después de seis años, el liderazgo de la principal organización indígena del país retorna a la Amazonía. Vargas afirma que es el candidato del consenso. Llega con el apoyo de las tres filiales de la Conaie al congreso extraordinario, que se efectuará en Zamora, del 14 al 16 de septiembre. Impulsar su candidatura le tomó al menos cuatro meses de conversaciones y acercamientos hasta con las facciones correístas del movimiento.

Vargas, de 38 años, es un contador de profesión. Uno de los primeros de su comunidad. Ha trabajado como cajero, profesor y director educativo. En entrevista exclusiva con Plan V desde Unión Base (Puyo), sede de la filial amazónica Confeniae, aseguró que se mantendrá fiel al mandato de las nacionalidades y de los pueblos indígenas, que en su región han rechazado el avance de la explotación minera y petrolera.  Justamente ha sido procesado por su participación en las protestas contra el extractivismo.


Jaime Vargas (de blanco) y Marlon Vargas son dirigentes amazónicos que han liderado las principales organizaciones de su región.  Jaime y Marlon son primos.

Vargas llega a la Conaie con una historia cargada de resistencia. Nació en Capahuari (parroquia Montalvo, Pastaza), una de las primeras comunidades que construyó una pista para acceder a las poblaciones achuar. De eso se encargó su padre, Ilario Vargas, quien más tarde se convertiría en uno de los fundadores de Nacionalidad Achuar del Ecuador (NAE) y de la Confederación de Nacionalidades Indígenas de la Amazonía Ecuatoriana (Confeniae), hace más de 30 años.

“A Houston fui a decirles que en territorio achuar no debe haber explotación petrolera, que Correa no es el dueño y que no hubo consulta previa”.

Ilario Vargas fue uno de los líderes indígenas que caminó de Puyo a Quito en los años 90, en la presidencia de Rodrigo Borja. Tras estos históricos levantamientos indígenas, los achuar junto con otras nacionalidades indígenas lograron obtener los primeros títulos que legalizaban sus territorios. La figura de su padre marcó la vida de Jaime Vargas. Desde pequeño participó en los programas de la comunidad. Lo elegían como vocal, es decir la persona que lleva el cuerno y convoca a las asambleas en su comunidad. En su juventud participó en las movilizaciones y paros indígenas. Así como su padre, quien falleció hace un año, caminó días y noches para llegar a la capital.

¿Cuál es la movilización que más recuerda?

La que tumbamos al ex presidente Abdalá Bucaram (1997). Fue uno de los paros más grandes. En el puente del río Pindo Grande (Puyo), casi llegando a la Shell, hubo un enfrentamiento entre los militares y el pueblo. Recuerdo que nos enfrentamos y los policías nos botaron gases. Me caí y me revolqué en el río Pindo. Me había quedado inconsciente. Pero los compañeros me rescataron y nos fuimos caminando por la selva. He sido uno de los líderes que ha llevado procesos de lucha.  

Usted fue presidente de la Nacionalidad Achuar del Ecuador (NAE) entre 2012 y 2015. Fue uno de los periodos más conflictivos en la Amazonía por el avance de la minería y las nuevas concesiones petroleras. ¿Cuáles fueron los ejes de su trabajo?

Yo soy fiel y respetuoso con los mandatos de mi pueblo. En la NAE mediante una Asamblea, mi pueblo tomó una resolución: no al diálogo con el Gobierno, no a la explotación petrolera ni minera en territorio achuar. Yo tenía que ser fiel al mandato. Jaime Vargas nunca tuvo diálogo con el Gobierno durante los pasados 10 años.

¿Nunca tuvieron un acercamiento?

Nunca lo tuve y hasta hoy no he saludado a un Presidente de la República, pero espero algún día hacerlo. Por defender mi territorio me fui a Estados Unidos, a Houston, en 2013. Cada año hacen allí un encuentro de las empresas mineras y más industrias. Fui a decirles que en territorio achuar no debe haber explotación petrolera, que Correa no es el dueño y que no hubo consulta previa. Estaba por entrar cuando 20 policías me agarraron y me dijeron en inglés: ‘señor no puede estar aquí’. Salí y empecé a gritar: ‘que viva la Amazonía, fuera los petroleros’. Fue un día triste. ¿Qué hago solito defendiendo el territorio? Me salió las lágrimas y me dije: ‘yo lucho por mis hijos, por la comunidad y por la humanidad’. 

“Vamos a continuar con el proceso de diálogo con más fuerza, seré exigente y he dicho que le daré al Presidente seis meses para que cumpla con los compromisos que tiene”.

¿Cuál será su posición respecto al presidente Lenín Moreno?

Yo he sido fiel al mandato del pueblo. He dicho y he sido frontal: el diálogo que se ha planteado desde la Conaie lo vamos a continuar. Pero vamos a continuar con el proceso de diálogo con más fuerza, seré exigente y he dicho que le daré al Presidente seis meses para que cumpla con los compromisos que tiene.

¿Desde cuándo corre este plazo?

Desde el primer día que asuma la presidencia de la Conaie, el 16 de septiembre.

¿Cuáles son los compromisos pendientes más importantes que tiene el Gobierno con ustedes?

Por ejemplo la restitución de la educación intercultural bilingüe, tenemos que trabajar en temas de biodiversidad, el tema del territorio es muy complejo, pero vamos a discutir sobre petróleo y minería, y lo que sucede en Morona Santiago.


Jaime Vargas (achuar), Antonio Vargas (kwicha) y Marlon Vargas se encontraron en la sede de la Confeniae el pasado viernes 8 de septiembre. Antonio formó parte del triunvirato que derrocó a Jamil Mahuad.

¿Se sentarán con el Presidente a discutir esos temas?

Yo voy a trabajar con él. Por primera vez voy a saludar a un Presidente y le diré: “juntos gobernemos el Ecuador”. Yo soy el presidente nacional de los pueblos ÿ nacionalidades del Ecuador y usted es el presidente de los 16 millones de ecuatorianos. No quiero decir que voy a ser parte de un proceso político de él. Sino cogobernar, tomando decisiones y respetando las decisiones de la gran mayoría de los pueblos.  Y si un pueblo dice vamos por la consulta, hay que hacer esos procesos. Hay que analizar también la situación de Nankints y hay que tomar acciones a ese nivel. Pero en caso de no cumplir tendremos que tomar una decisión y esa decisión la tomarán las bases.

Sobre Nankints, donde hubo una fuerte intervención militar, ¿qué es lo que están pidiendo?

Lo que el pueblo ha dicho es no a la explotación minera. Hay una orden a escala provincial en Morona Santiago. Hemos declarado a la  provincia ecológica, turística y libre de contaminación ambiental. Hay una ley interna. Pero aún así ha intervenido el Gobierno. Los recursos ya han sido vendidos anticipadamente, pero nunca consultaron a las nacionalidades que somos los dueños legítimos de esos territorios.

¿Piden que salga la minera?

Tiene que salir del territorio y después hay que tomar alguna decisión.

¿Esto es parte de los compromisos con el Gobierno?

Es lo que hemos dicho y el presidente Lenín Moreno ha dicho que hay que respetar los procesos constitucionales como la consulta previa. Hay que consultar. Pero la consulta nunca ha sido garantizable, porque más abajo dice que en caso de que digan no, el Gobierno tomará decisiones. Si van a tomar decisiones a ese nivel para qué consultan.

He dicho que el compromiso es respaldar el mandato y vamos a evaluar en los territorios donde hay explotación petrolera. Me han convocado los compañeros del norte: sionas, secoya, cofanes, waoranis, shuar, kichwas, que viven en los territorios donde hay explotación petrolera. Me han dicho: ‘no hay seriedad, no se han cumplido los compromisos en los territorios’. Por eso vamos a evaluar. Con la explotación petrolera las comunidades que viven dentro de este territorio, ¿cuánto han crecido’ o ¿hay más pobreza? Yo creo que el extractivismo trae pobreza, no ha habido desarrollo en el país. ¿Desarrollo para quienes? Solo para los empresarios.

“Yo soy el presidente nacional de los pueblos y nacionalidades del Ecuador y usted es el presidente de los 16 millones de ecuatorianos. No quiero decir que voy a ser parte de un proceso político de él. Sino cogobernar”.

Entonces son radicales: no a la minería en sus territorios.

Yo he dicho ‘donde hay que decir no, seré radical’. Pero como se ha planteado este proceso de diálogo tenemos que continuar y que las decisiones las tomen las bases.

El Presidente ya ha dado indultos, pero está pendiente una larga lista que buscan amnistía.

Desde que Lenin salió como candidato yo sentí que era un hombre de principios, que tenía un corazón de padre. Yo decía creo que debo votar por él, pero atrás estaba Jorge Glas y eso no me gustó. Votamos en contra del correísmo, pero no sabíamos qué iba a pasar. Pero Lenin ha dado indultos a los presos políticos, pero no ha habido efectividad en amnistías. Yo también estoy en la lista de perseguidos. Yo me sumé al paro nacional del 13 de agosto de 2015 en Morona Santiago. Me demandaron por ataque y resistencia. Para poder dialogar tenemos que sanar todas esas heridas que ha dejado el famoso revolucionario Rafael Correa.

¿Qué otros procesos judiciales tiene?

En Pastaza me enjuició la Secretaría de Hidrocarburos por plagio. Ellos habían contratado a dos jóvenes achuar, porque así dividen, ofreciéndoles dinero, becas. Estos jóvenes ingresaron a una comunidad para socializar la consulta previa en el 2013 (para la XI Ronda Petrolera). Me llamaron y me contaron que los habían detenido por impulsar la consulta previa. Cogí la avioneta y fui. Al llegar, la comunidad me indicó que habían resuelto decir no a la consulta previa. Bajo esa resolución, la comunidad los sancionó disciplinariamente. Los papás los llevaron a la cascada a tomar ayahuasca por haber violado la resolución de su organización. Me plantean juicio por eso, pero no ha avanzado.

El otro juicio fue planteado también por la Secretaría de Hidrocarburos. Hicimos un plantón en Quito. En las noticias dijeron que un achuar le dio un lanzazo a un embajador bielorruso, en el hotel Marriot, en el 2013. Dijeron que yo había convocado y me demandaron por ataque y terrorismo.

Usted llega al Congreso de la Conaie casi con un apoyo unánime de las filiales que conforman la organización ¿Está seguro de esos apoyos?

He cumplido un sueño más de vida. Hace días atrás tomé la ayahuasca y también cuando falleció mi padre. Entonces vi algunos procesos de la vida y mi padre me dijo: ‘soy maestro de los maestros en defender la vida’. Entonces lo que pienso y sueño es buscar la unidad nacional de los pueblos y caminar juntos por los senderos que construyeron nuestros antepasados.


Esta es una de las tres casas que tiene la Confeniae en Unión Base. Según sus dirigentes estas instalaciones fueron abandonadas hace 12 años.

¿Pero en este momento la Conaie está unida?

Está unida. Pero hay algunas situaciones que hay que resolver. Por ejemplo el movimiento indígena de Chimborazo dejó de trabajar con la Conaie porque hubo algunos acuerdos políticos entre Pachakutik y Alianza PAÍS. Hubo ruptura. Pero como candidato he ido a conversar y les he dicho ‘si estamos así nunca vamos a llegar al poder’. Yo convoco a la unidad, pero para ello tenemos que deponer actitudes. Tenemos que trabajar por intereses colectivo, no personales que son los que nos dividen.

¿Cuenta con el apoyo de esas facciones indígenas que fueron aliadas del correísmo?

Chimborazo en su totalidad respalda en su totalidad la candidatura de Jaime Vargas. También Cotopaxi, Imbabura. Especialmente la Ecuarunari se ha sumado a un consenso nacional. Jaime Vargas será uno de los presidentes por consenso por primera vez en la historia de la Conaie.

¿A qué se debe que exista ese consenso en este momento?

Creo que el trabajo de la Confeniae ha sido interesante. Aquí también hubo facciones, pero nuestro compañero presidente de la Confeniae, Marlon Vargas, ha hecho todo lo posible para buscar esa unidad. Hoy todos los que estuvieron con el correísmo, los que estuvieron en ese grupo que hicieron tanto daño, han dicho ‘sí nos hemos equivocado’. Imagínese allí está Antonio Vargas (lo señala, el dirigente llegó a la sede de la Confeniae durante la entrevista), uno de los líderes importantes e históricos.

“Yo también estoy en la lista de perseguidos. Yo me sumé al paro nacional del 13 de agosto de 2015 en Morona Santiago. Me demandaron por ataque y resistencia. Para poder dialogar tenemos que sanar todas esas heridas que ha dejado el famoso revolucionario Rafael Correa”.

¿Todas esas facciones que hubo en los últimos 10 años se vuelven a unir?

Claro, si estamos divididos, ¿cómo vamos a lograr las propuestas nacionales? Solo unidos vamos a lograr los intereses colectivos de nuestros pueblos. Esa ha sido la visión de la Confeniae y de la Conaie. He convocado a esa unidad de hombres mujeres, de los profesionales. He dicho si llegamos a la presidencia vamos a convocar a un encuentro de los líderes históricos. Yo quiero que cuenten la historia Antonio Vargas. Quiero que Luis Macas diga por qué se creó la Confeniae y la Conaie. ¿Por qué construyeron ese camino de lucha? Y ahora por qué ustedes quieren salirse de ese proceso.

Buscará recuperar la historia de la Conaie.

Con la historia vas construyendo los procesos de la vida. Los problemas nos enseñan a seguir superándolos. Esa ha sido la historia de la Confeniae. Y  esos jóvenes comprometidos leales a su pueblo y organización eso es lo que queremos. Pero hay líderes que quieren llegar al poder solo por interes personal y destruir a la organización. Eso no podemos permitir. Por eso los líderes históricos tienen que estar con nosotros compartiendo sus experiencias. Si de esa mesa alguien quiere retirarse será problema del compañero.


Dos de las tres casas de la Confeniae fueron recuperadas por la administración de Marlon Vargas. En la fachada de la casa principal, hay fotos de las movilizaciones.

¿Espera reunir a todos los líderes históricos?

Quiero que estén y los vamos a convocar. Al mismo Felipe Tsenkush (quien se proclamó como otro presidente de la Confeniae) que venga para decirle ‘por qué han hecho tanto daño a la Confeniae’. Hay que discutir en el interior de la organización. No creo que somos como dicen los correístas de manos limpias y no se qué. Yo creo que todos los seres humanos tenemos tropiezos y problemas y eso nos enseña a superar.

En resumen, ¿cuáles serán sus principales líneas de acción?

Lo fundamental es defender la vida. Nosotros no luchamos por un interés pequeño, es por defender la vida del planeta. Por eso convoco a la unidad.

¿Es la primera vez que un líder achuar llega a la presidencia de la Conaie?

Es la primera vez y me siento orgulloso de mi nacionalidad. Llevaré con altura el nombre de la nacionalidad achuar de Ecuador y de la Confeniae. Vamos a hacer historia

   TESTIMONIO   

“Hemos entregado todos los documentos y ahora
le toca cumplir a Gestión de la Política”

Marlon Vargas, presidente de la Confeniae

Los gobiernos siempre han tratado de dividir las organizaciones. Hemos venido resistiendo hasta el 4 de julio pasado. Yo viví en persona la división de mi nacionalidad porque el correísmo quiso fortalecer el extractivismo en la Amazonía. Pero no les funcionó porque somos un pueblo organizado. Por eso en la Amazonía hemos sido criminalizados y procesados por defender nuestros derechos. Solo en Morona Santiago tenemos más de 106 procesados. Nunca se había visto tanta persecusión ni en los gobierno de la derecha. 

Ha pasado 28 para que un achuar vuelva a la presidencia de la Confeniae. El último fue Luis Vargas, otro líder históricos de los achuar. La filial amazónica tiene más de 30 años de vida.

Pero el 4 de julio, las nacionalidades hicimos una marcha reafirmando la lucha histórica y presentamos la propuesta de la Conaie y de su regionales al Gobierno. Diez años estuvimos excluidos. Pero el 4 de julio hablamos con el presidente Lenín Moreno de salud, educación, economía. En la Revolución Ciudadana nuestros logros históricos fueron aniquilados. Dentro del mandato de la Conaie, el Presidente dio pasos importantes: los indultos, las amnistías estamos esperando y la entrega de la casa de la Conaie en comodato por 100 años.

Pero la Secretaría de la Gestión de la Política aún no nos entrega el nombramiento (de él como presidente de la Confeniae). Ha sido una instancia que ha divido a las organizaciones. La Conaie convocó para el 29 de agosto tanto a Marlon Vargas como a Felipe Tsenkush para que el pueblo tome una decisión (sobre la presidencia de la filial amazónica). Las nacionalidades, más de 1.500, decidieron que Marlon Vargas siga trabajando. Hemos retomado la sede de la Confeniae, que desde hace 12 años no se trabajaba aquí. Sin tener el nombramiento estamos aquí desde hace un año. Hemos entregado todos los documentos y ahora le toca cumplir a Gestión de la Política”.

[RELA CIONA DAS]

Movimiento indígena: sabiduría, fuerza y dignidad que nos redime
Jaime Breilh Paz y Miño
El largo camino de los pueblos indígenas para llegar a la universidad
Katicnina Tituaña
El San Pedro, sustancia ancestral, a la cárcel. ¿Mañana, la ayahuasca?
Redacción Plan V
Yaku Pérez, el agua al poder
Redacción Plan V
El gobierno sacó a flote un petit colonizador
Juan Cuvi
GALERÍA
"Le diré al Presidente: Juntos gobernemos el Ecuador"
 

[CO MEN TA RIOS]

[LEA TAM BIÉN]

Así festejó el David indígena la derrota de Goliat
Fermín Vaca Santacruz
Las horas de terror en Quito
Susana Morán
La tormenta perfecta
Gustavo Isch
Lourdes Tibán: “La mayoría de los infiltrados son policías y militares indígenas”
Redacción Plan V

[MÁS LEÍ DAS]

Cae otro accionista de Sky Jet con más de una tonelada de droga
Redacción Plan V
El campanazo carchense
Juan Cuvi
Quien busque la continuidad de Moreno y Correa, será golpeado con votos
Jean Cano
En Carchi se exige que la minería no dé la espalda a las comunidades
Susana Morán