Back to top
7 de Julio del 2020
Historias
Lectura: 9 minutos
7 de Julio del 2020
Redacción Plan V
Otto renuncia y no descarta una carrera política: ‘a los jóvenes nos corresponde acabar con la política del berrinche’
0

Un cuadro de José Joaquín de Olmedo, una foto de su familia y la bandera tricolor fueron los objetos del escenario escogido por Sonnenholzner para anunciar su salida del Gobierno. Foto: Captura de Video Vicepresidencia de la República

 

Sin precisar si se presentará o no las elecciones presidenciales de 2021, Otto Sonnenholzner anunció su salida del Régimen. En su discurso, resaltó constantemente su juventud y nuevas ideas. En cadena nacional, se perfiló como un funcionario que buscó la austeridad y las mediaciones para los problemas.


Otto Sonnenholzner renunció este martes, 7 de julio, a la Vicepresidencia de la República. En cadena nacional, agradeció a su equipo y familia. Y sin mencionar explícitamente que será candidato a las próximas sí se refirió a la vieja política y a la necesidad de figuras jóvenes con nuevos paradigmas para enfrentar los momentos actuales.

Sonnenholzner asumió ese cargo en diciembre de 2018 para convertirse en el tercer vicepresidente durante el mandato de Lenín Moreno. El primero fue Jorge Glas, sentenciado por los escándalos de Odebrechet; la segunda fue María Alejandra Vicuña, quien también sentenciada por corrupción.

Entre los nombres que suenan para su reemplazo están  el de la ministra de Gobierno, María Paula Romo, y el secretario de Educación Superior, Agustín Albán. Para nombrar al sucesor de Sonnenholzner, Moreno deberá enviar una terna para que la Asamblea designe al nuevo segundo mandatario.

El ahora exvicepresidente dijo que hace un año y medio, y sin buscarlo, se le presentó la oportunidad de servir en la Vicepresidencia y la aceptó. “Siempre agradeceré al Presidente de la República por su confianza y a la Asamblea Nacional”. “Acepté porque cuando te llaman para servir a tu nación no te debes negar”, manifestó.

Afirmó que cuando llegó a la institución estaba desprestigiada por escándalos de corrupción. Dijo que desde el inició de dedicó a “resolver problemas sin importar su tamaño”. En su admiración –afirmó- se logró construir hospitales, carreteras. “Desde conseguir financiamiento para grandes obras para agua potable e infraestructura básica de decenas de ciudades del país, impulsar proyectos de energías renovables hasta ayudar a alguna madre que le retiraron el bono de desarrollo humano”.

También aprovechó ese espacio para cuestionar a sus detractores. “Algunos han querido menospreciar ese esfuerzo tildándolo de campaña política. Está claro que ellos solo recorren el país y dicen escuchar a la gente cuando quieren lo votos. Y por eso lo juzgan así. Si quieren llamar campaña, háganlo”. Agregó que su trabajo no tuvo cálculos políticos.

Dijo que desde el inicio supo de la situación difícil del país y lo comparó con un hogar que se quedó sin ahorros ni patrimonio. “Así funciona el populismo, pan para hoy, hambre para mañana. El despilfarro, la corrupción y el irrespeto a los fondos públicos socaban la estabilidad del Estado y obligan a retrocesos en los alcances percibidos, pero que nunca fueron conseguidos”.

“No me siento y nunca me he sentido un político, pero sé que nuestro mundo ha cambiado. En esta realidad requerimos formas muy distintas de hacer política".

Manifestó que aplicó medidas de austeridad en la Vicepresidencia, como reducir la flota automotriz a la quinta parte; también disminuyó el exceso personal en un 40% y devolvió bienes inmuebles por los que se pagaban costosos alquileres. “Así ahorramos más del 35% del presupuesto total por año”.

Dijo que en sus viajes internacionales no llevó comitivas y ocupó aerolíneas comerciales. Según su evaluación, logró mejorar las relaciones bilaterales y conseguir apoyo internacional e inversiones.

Hizo un balance de los acuerdos a los que llegó en su gestión, pero destacó que queda pendiente uno en seguridad social “que por su complejidad a mayor participación de los dueños del IESS, nosotros los afiliados”.

Sobre la pandemia, agregó que se tomaron decisiones difíciles para salvar vidas. También se refirió a los escándalos de corrupción durante la emergencia. “Logramos que por primera vez las compras públicas en emergencia sean abiertas. Esto nos ha permitido conocer y denunciar la corrupción en el sistema de salud”.

Añadió que en su gestión se creó el Mando Unificado de Salud y se duplicó la capacidad de atención hospitalaria. “Incrementamos en 15 veces la capacidad de procesamiento de las pruebas PCR. Se han hecho cientos de miles de pruebas rápidas, procuramos que no falte camas ni insumos ni equipos de protección para quienes estaban en primera línea”. Anunció que hoy arrancará una nueva fase para incrementar la capacidad de las unidades de cuidados intensivos con 250 nuevas camas, en los próximos 20 días.

Asimismo se refirió a la política ecuatoriana. Dijo que los viejos paradigmas no sirven para entender lo que está sucediendo en estos tiempos. “Y todos los que no lo vean serán arrastrados por esta nueva realidad, que ha venido a transformarnos”.

“No me siento y nunca me he sentido un político, pero sé que nuestro mundo ha cambiado. En esta realidad requerimos formas muy distintas de hacer política a como muchos la entienden hoy. Ecuador necesita nuevas soluciones para enfrentar los problemas”. Dijo que toma esta decisión, de salir de la Vicepresidencia, porque ahora es un momento más estable.


El 4 julio, en Guayaquil.-En Monte Sinaí, Sonnenholzner y el gobernador del Guayas, Pedro Pablo Duart, entregaron 500 títulos de propiedad en los domicilios de los habitantes. Foto: Vicepresidencia de la República

“Pero siempre dije que no estoy aquí por el cargo, ni por el sueldo ni por los honores y que en el momento en que este cargo se convierta en un impedimento para servir y aportar a los temas más relevantes del país, prefiero salir como entré y eso haré".

Sobre Lenín Moreno dijo que le agradecerá el haber dado esos primeros pasos para sacar al país de un modelo al que llamó “fracasado” que solo busca destruir y tiene sumido en la pobreza a Venezuela. Afirmó que lo considera una buena persona y que ha servido a su lado con lealtad y convicción. “Pero siempre dije que no estoy aquí por el cargo, ni por el sueldo ni por los honores y que en el momento en que este cargo se convierta en un impedimento para servir y aportar a los temas más relevantes del país, prefiero salir como entré y eso haré. Saldré de aquí con la frente en alto y de la mano de mi esposa. No es una decisión fácil, lo más cómodo sería quedarme. Pero jamás he actuado en torno a mi comodidad. Por eso hoy lo responsable es salir”. 

Según Sonnenholzner, renunció desde el primer día a su sueldo vitalicio, seguridad o movilización. “Soy joven, tengo 37 años y sé cómo proveer a mi familia trabajando con honestidad”. Dijo que espera que esos recursos se destinen a quienes más los necesitan.

“El Ecuador enfrentará una de las elecciones más relevantes de su historia y por ello hoy, el mejor servicio que se puede dar a nuestro país es trabajar en la construcción de un camino que nos lleve lejos de la inequidad, el hambre, el desempleo y la corrupción. Males que nos han perseguido por demasiado tiempo”.

Dijo que recibirá críticas porque mantendrá su trabajo social para que no quede duda alguna en el uso de recursos públicos para esas actividades. “Te pido que no creas en tantas mentiras, orquestadas por quienes le temen a la juventud y a las nuevas ideas y a las nuevas personas que quieren sacar al país adelante”.

“Quieren bajar a la gente decente a su cloaca porque creen que esa es la única forma que tienen para competir, porque no pueden superar su incompetencia, quieren a cualquier costo destrozar lo que ven como competencia. Saben que estamos hartos de ellos y no podemos quedarnos de brazos cruzados”.

Sin mencionarlos, se refirió al anterior gobierno. “No confíes en las personas que están obsesionadas con el poder”. “No les creas a quienes intentan cambiar solo para simpatizar”.

“A los jóvenes nos corresponde acabar con el mal ejemplo de la política del berrinche y del bochinche, que solo ha conseguido alejar a los buenos y atraer a los malos. (…) El único proyecto que vale la pena, es el que tienen 7 letras y se llama Ecuador. Que Dios bendiga a nuestra nación”.

GALERÍA
Otto renuncia y no descarta una carrera política: ‘a los jóvenes nos corresponde acabar con la política del berrinche’
 


[CO MEN TA RIOS]

[LEA TAM BIÉN]

Almaluna, las almas guerreras de Consuelo y Constanza
Gabriela Muñoz
Almaluna, las almas guerreras de Consuelo y Constanza
Gabriela Muñoz
Hidroeléctricas en Ecuador: ¿a espaldas del cambio climático?
Redacción Plan V
Los pesqueros chinos volvieron y encontraron al Ecuador igual que en 2017
Redacción Plan V

[MÁS LEÍ DAS]

Médicos de primera línea preocupados porque no acceden a pruebas PCR
Susana Morán
Femicidio en Galápagos: crónica de una muerte anunciada
Redacción Plan V
En Ecuador, jueces rebajan sentencias ejecutoriadas para beneficiar a narcos
Redacción Plan V
Situación "crítica" en Quito: los hombres mayores son las principales víctimas
Redacción Plan V