Back to top
12 de Junio del 2020
Historias
Lectura: 10 minutos
12 de Junio del 2020
Redacción Plan V
Silencio oficial ante primeros casos de síndrome inflamatorio multisistémico en niños ecuatorianos
0

El gobernador de Los Ríos, Camilo Salinas, durante la visita realizada el pasado 8 de junio al primer niño que tuvo el síndrome inflamatorio multisistémico. Al menos 24 casos de niños con esta enfermerdad se han registrado en Ecuador. Foto: Goberncion del Los Ríos

Ecuador ya registra los primeros casos del síndrome inflamatorio multisistémico en menores. Uno ocurrió en Los Ríos y 23 casos están en Guayaquil. El Ministerio de Salud emitió una alerta epidemiológica por esa enfermedad el pasado 31 de marzo. En caso de sospecha de este síndrome en niño, Salud pidió a los médicos que envíen a los pacientes al tercer nivel de atención. Pero hasta el momento no hay datos oficiales sobre este síndrome.

Jordan, de 13 años, presentó un dolor abdominal en las últimas semanas de mayo. Él es del cantón Urdaneta, en Los Ríos, y es el primer caso confirmado por síndrome inflamatorio multisistémico en el país. El menor pasó por hospitales de Urdaneta, Babahoyo y Guayaquil antes de recuperarse. Su madre contó a Ecuavisa que sintió temor por la salud de su hijo porque la enfermedad está relacionada con el coronavirus.

Sin embargo, la ciencia aún estudia este raro síndrome. La Organización Mundial de la Salud (OMS) pidió, el 15 de mayo, que los médicos del mundo trabajen urgentemente con las autoridades nacionales y esa agencia para caracterizar el grave síndrome clínico que se está presentando en algunos niños en Europa y América de Norte y que podría tener un vínculo con el coronavirus. Hasta ese momento no se había registrado casos en América Latina.

Según la OMS, se trata de una afección inflamatoria con características similares a la enfermedad de Kawasaki y el síndrome de shock tóxico. La enfermedad de Kawasaki se caracteriza por la inflamación de los vasos sanguíneos, que puede dar lugar a complicaciones cardíacas potencialmente mortales en la infancia si no se tratan rápidamente. Los informes iniciales de la OMS suponen que puede estar relacionado con la COVID-19.

Ese día, la doctora Maria Vankherhove, de la OMS, explicó que lo que se necesita es recoger más información de manera sistemática, ya que se tiene muy poca y el panorama es confuso con respecto a su relación con el coronavirus. Esa información permitirá desarrollar un tratamiento. “Algunos niños han dado positivo para el COVID-19 y otros no, entonces realmente no podemos confirmar si está asociado o no. Es por ello por lo que necesitamos recolectar información estandarizada, se trata de un síndrome que es raro que ocurra, pero cada vez más recibimos más informes al respecto”, manifestó.

La OMS pidió, el 15 de mayo, que los médicos del mundo trabajen urgentemente para caracterizar el grave síndrome clínico que se está presentando en algunos niños y que podría tener un vínculo con el coronavirus.

El pasado 31 de marzo, el Ministerio de Salud difundió una alerta epidemiológica por este síndrome. Manifestó que 22 provincias de Ecuador se mantienen en escenario de transmisión comunitaria, lo que ha demandado la prioridad de la detección temprana y diagnóstico de la COVID-19. Agregó que en el escenario actual de alta transmisión por la COVID-19, el diagnóstico de otras enfermedades de origen viral puede no estar siendo detectadas por priorizar el diagnóstico del nuevo virus. Eso puede estar conllevando a que los primeros casos de este síndrome en niños y adolescentes tengan como primera sospecha la COVID-19. “Se pueda generar una potencial demora para la captación, notificación y manejo de los casos que eviten la muerte”.


Entre los síntomas está la fiebre, los dolores abdominales y la diarrea. El riesgo incrementa con la cercanía a pacientes contagiados con COVID. Foto: Ministerio de Salud

En caso de sospecha de este síndrome en niño, Salud pidió a los médicos que envíen a los pacientes al tercer nivel de atención. “El diagnóstico y el tratamiento temprano y adecuado de los pacientes que cursen con estos criterios ya descritos, evitarán daño de órganos y complicaciones a largo plazo”.

Pero después de esa alerta, Salud no se ha pronunciado sobre los primeros casos de este síndrome en el Ecuador. El gobernador de Los Ríos, Camilo Salinas, dijo que el de Jordan es el primer caso documentado por infectólogos de la provincia. Además el COE de esa provincia prohibió la presencia de niños en lugares de alta concurrencia.  

Ayer, medios locales informaron que al menos 23 niños con este síndrome han sido atendidos en el Hospital del Niño Roberto Gilbert de Guayaquil, desde marzo pasado. Médicos de ese hospital han atendido durante la emergencia sanitaria a 190 menores sospechosos de coronavirus. De estos, 102 fueron confirmados a través de pruebas epidemiológicas y cinco de ellos fallecieron. El 33% de los menores atendidos estuvieron en terapia intensiva.


Un bebé con síntomas de coronavirus fue tratado en Machala, el pasado 6 de mayo. Los recién nacidos han sido el grupo que menos contagios han registrado. En Ecuador, casi 1.700 niños se han infectado de COVID-19. Foto: Twitter de Larry Vite Cevallos

En caso de sospecha de este síndrome en niño, Salud pidió a los médicos que envíen a los pacientes al tercer nivel de atención.

La pediatra infectóloga de ese hospital, Mildred Zambrano, dijo a Ecuavisa que los niños presentan fiebre y a veces dolor estomacal. “Ha sido muy variada la sintomatología que han presentado estos pacientes”. Mientras que Karla Vélez, directora distrital de Salud de Los Ríos, dijo que si hay un nexo epidemiológico, es decir sus familiares dieron positivo a COVID-19, “tenemos que estar atentos a que presenten dolor abdominal, diarrea y vómito”. Los niños, agregó la OMS, han sido tratados con antiinflamatorios, incluidos corticoides e inmunoglobulinas por vía parenteral.

Salud, en su alerta epidemiológica, dijo que los niños con este síndrome tienen características clínicas variadas y va a depender del órgano afectado y puede haber un fuerte componente abdominal. “Sin embargo, el espectro completo de la enfermedad aún no se termina de conocer. Además de la fiebre, puede haber marcadores inflamatorios que lo pueden diferenciar de otras enfermedades. Pueden requerir cuidados intensivos. Solo se han reconocido los casos graves hasta ahora”. Hasta este 12 de junio, casi 1.700 niños, niñas y adolescentes ecuatorianos entre 0 y 19 años han resultado positivos para COVID-19. De ellos, el grupo con más casos es el comprendido entre 15 y 19 años, con 778 casos.

Pero el director de emergencias de la OMS, Mike Ryan, dio un mensaje tranquilizador a los padres de familia. Afirmó que deben saber que la aparición de estos casos no significa que la enfermedad del coronavirus haya cambiado la manera en la que afecta los niños.

“Síndromes como el de Kawasaki y el síndrome de shock tóxico son muy raros, ocurren en todas las poblaciones, pero con una incidencia muy baja. Es algo así como el síndrome de parálisis flácida aguda, que lo utilizamos para definir que un niño tiene una enfermedad paralítica, y luego les hacemos pruebas para el virus del polio, y solamente en pocos casos lo encontramos. En este caso necesitamos buscar el grupo de síntomas que hay, y entender qué los está causando, puede que no todos sean por el COVID-19”, manifestó. 


Alteraciones causadas por el síndrome de Kawasaki. Fotos: Clarín

Hasta este 12 de junio, casi 1.700 niños, niñas y adolescentes ecuatorianos entre 0 y 19 años han resultado positivos para COVID-19.

Los primeros casos en el mundo

El 7 de abril se notificó en los Estados Unidos un caso de enfermedad de Kawasaki clásico con COVID-19 concurrente. Se trataba de una niña de 6 meses de edad ingresada con fiebre persistente y síntomas respiratorios mínimos. Dio positivo a COVID-19 con una prueba PCR.

El 27 de abril de 2020, las autoridades de salud del Reino Unido informaron de un número de niños gravemente enfermos que presentaban signos de shock circulatorio y estado hiperinflamatorio, con características consistentes con el shock tóxico. Algunos de los niños examinados también dieron positivo en la infección por SARS-CoV-2.

¿Qué síntomas tiene un caso sospechoso de este síndrome?

Según el Ministerio de Salud, los niños y adolescentes de 0 a 19 años que presenten fiebre desde hace 3 días o más y cumplan dos de los criterios siguientes:

  • Erupción o conjuntivitis bilateral no purulenta o signos de inflamación mucocutánea (oral, manos o pies).
  • Hipotensión o shock.
  • Características de disfunción miocárdica, pericarditis, valvulitis o anormalidades coronarias.
  • Evidencia de coagulopatía.
  • Problemas gastrointestinales agudos (diarrea, vómitos o dolor abdominal).
  • Elevados marcadores de inflamación como VSG, PCR o procalcitonina.
  • Que no exista otra causa microbiana obvia de inflamación, incluyendo la sepsis bacteriana, síndromes de shock estafilocócico o estreptocócico.
  • Evidencia de COVID-19 o probable contacto con pacientes con COVID-19.
GALERÍA
Silencio oficial ante primeros casos de síndrome inflamatorio multisistémico en niños ecuatorianos
 


[CO MEN TA RIOS]

[LEA TAM BIÉN]

El trabajo infantil en Ecuador aumentará por la pandemia
Susana Morán
En Ecuador, las muertes violentas de niños y niñas aumentaron en la pandemia
Susana Morán
Niñas y embarazadas: las más ocultas
Susana Morán
El vuelo a la esclavitud de los niños de Cotacachi
Susana Morán

[MÁS LEÍ DAS]

Médicos de primera línea preocupados porque no acceden a pruebas PCR
Susana Morán
Femicidio en Galápagos: crónica de una muerte anunciada
Redacción Plan V
En Ecuador, jueces rebajan sentencias ejecutoriadas para beneficiar a narcos
Redacción Plan V
Situación "crítica" en Quito: los hombres mayores son las principales víctimas
Redacción Plan V