Back to top
22 de Febrero del 2021
Historias
Lectura: 17 minutos
22 de Febrero del 2021
Redacción Plan V
Las vacunas VIP del gobierno de Moreno provocaron rechazo unánime
0

El presidente Lenin Moreno y el ministro de Salud, Juan Carlos Zevallos (foto) son los dos miembros del Gobierno que han admitido haber sido vacunados. Foto: Secom

 

El Gobierno envió cartas a los rectores de varias universidades y a ex presidentes como Osvaldo Hurtado para ofrecerles una ronda de vacunas "VIP" en una suerte de operación de relaciones públicas que motivó el rechazo de los académicos. El Ministerio de Salud se niega a entregar la lista de los vacunados a pesar de pedidos de acceso presentados por abogados y colectivos. En Perú y Argentina manejos similares provocaron la caída de los ministros de Salud.

La semana pasada, varios rectores de universidades y por lo menos un ex presidente de la República confirmaron haber recibido una curiosa carta. El ministro de Salud, Juan Carlos Zevallos, se dirigió a los académicos para informarles que habían decidido incluirlos en la lista de la actual etapa de vacunación contra el coronavirus, a pesar de que el Gobierno había declarado que la población prioritaria estaba conformada por médicos, personal sanitario y mayores de 65 años que residan en ancianatos. Algunos de los rectores tienen menos de 65 años, como es el caso del rector de la Universidad Andina, César Montaño. 

En la carta, redactada en tono de relaciones públicas, el ministro de Salud les informó a los rectores que el régimen había  decidido incluirlos en una suerte de operación de vacunación de cortesía, en donde los rectores serían vacunados antes, se entendía, que el personal de salud. Esto a pesar de que el Estado apenas cuenta con una reciente remesa de 16.300 dosis, que llegaron al país en dos cajas de pequeño tamaño, según se pudo ver en las tomas de la propia prensa oficial. 

En la carta, redactada en tono de relaciones públicas, el ministro de Salud les informó a los rectores que el régimen había  decidido incluirlos en una suerte de operación de vacunación de cortesía, en donde los rectores serían vacunados antes, se entendía, que el personal de salud.

Además de los rectores, se conoció que el ex presidente Osvaldo Hurtado, de 81 años de edad, también estuvo entre los invitados por el régimen a ser vacunados. Mientras tanto, el Gobierno se niega a entregar las listas de quienes ya han recibido la vacuna en el país, a pesar de pedidos de abogados como Pedro Granja y Lolo Miño quienes, tanto en Quito cuanto en Guayaquil, han concurrido a la justicia para solicitar la entrega del listado.

Según el Gobierno, el presidente Lenin Moreno recibió la vacuna, al igual que el propio ministro de Salud, aunque el Ejecutivo se ha negado a informar si otros miembros del Gabinete o familiares de los funcionarios han recibido la vacuna, además de la madre del ministro Zevallos, residente de una casa de retiro en Cumbayá, al que el ministro concurrió personalmente a colocar la primera dosis. Zevallos se excusó diciendo que "no es político" y apeló a sus deberes como "doctor y como hijo" para aplicar la dosis a su madre. 

Según el Gobierno, el presidente Lenin Moreno recibió la vacuna, al igual que el propio ministro de Salud, aunque el Ejecutivo se ha negado a informar si otros miembros del Gabinete o familiares de los funcionarios han recibido la vacuna, además de la madre del ministro Zevallos.

Un contenedor que supuestamente contenía las primeras ocho mil dosis disimuló que realmente se trató de una pequeña caja de color blanco.  Foto: API

Los rectores declinan

Varios rectores universitarios que recibieron la carta declinaron la invitación del ministro, como es el caso del rector de la Universidad Central, Fernando Sempértegui, quien a pesar de estar en el grupo de riesgo por ser mayor de 65 años, sostuvo que las vacunas deben ser colocadas primero a los médicos que atienden los casos de covid en los hospitales del país. 

César Montaño, rector de la Universidad Andina

El rector de la Universidad Andina, César Montaño, quien acaba de cumplir 52 años, también declinó el ofrecimiento por razones parecidas, mientras el ex presidente Hurtado admitió que aceptó debido a su avanzada edad. Montaño precisó que "He sido invitado por el Ministro de Salud Pública a participar en las próximas fases del proceso de vacunación anti SARS-COV-2. Agradezco, pero no puedo aceptar; pues muchísimas otras personas deben ser atendidas con prioridad, por ejemplo: personal de salud, adultos mayores". 

El rector de la Universidad Técnica de Ambato, Galo Naranjo López, dijo que "Recibo con aprecio y agradezco valiosa invitación del Sr. Ministro de Salud para ser parte programa vacunación COVID-19 dentro de grupos vulnerables prioritarios. No  voy a aceptar tan gentil propuesta".

Por su parte, la Asamblea del Sistema de Educación Superior (ASESEC) también se pronunció al respecto de las cartas del ministro de Salud. En la carta, la ASESEC recordó al ministro que "en primer lugar debe ser vacunado el personal de salud, especialmente el más expuesto a riesgo en las unidades hospitalarias". En segundo lugar, los académicos recomendaron vacunar a los adultos mayores, en especial, a los mayores de 75 años, y, en caso de que no puedan movilizarse, deberían organizarse brigadas de vacunación.  La Asamblea dijo que esos adultos mayores podrían ser en el Ecuador un grupo de por lo menos un millón 600 mil personas, lo que significa por lo menos tres millones 200 mil dosis y es "poco probable" que las entregas de vacunas que llegan al país puedan alcanzar ese número en los próximos meses.

Finalmente, la Asamblea le dijo al ministro que "para ser beneficiario en este proceso de vacunación con criterios de salud pública, el carácter de rector no nos parece relevante, a no ser que pertenezcan a los grupos de atención prioritaria. Participaremos en pie de igualdad con los demás miembros de nuestras comunidades universitarias", explicaron los rectores. 

"El carácter de rector no nos parece relevante, a no ser que pertenezcan a los grupos de atención prioritaria. Participaremos en pie de igualdad con los demás miembros de nuestras comunidades universitarias", explicaron los rectores.

Los médicos y rectores Fernando Sempértegui de la Universidad Central y Ricardo Hidalgo Otollenghi de la Universidad Tecnológica Equinoccial, fueron comisionados por la Asamblea para realizar las coordinaciones que se requieran, pues los académicos proponen un activo rol de los estudiantes de medicina en las campañas de vacunación. 

Vacunas para los fiscales y jueces

Mientras tanto, la fiscal general, Diana Salazar, pidió al ministerio de Salud que se vacune a todos los servidores de la Fiscalía General del Estado, alegando que su trabajo también es de "primera línea" y que por lo menos diez funcionarios -no explicó si fiscales, asistentes o administrativos- han muerto como consecuencia de la enfermedad. La funcionaria dijo que ella se iba a vacunar "al último" cuando ya todos los empleados de la Fiscalía hayan recibido la primera dosis. En el mismo sentido se pronunció la titular del Consejo Nacional de la Judicatura, María del Carmen Maldonado, quien remitió a principios de mes una carta al ministro de Salud asegurando que era indispensable que se vacune a todos los funcionarios del Poder Judicial en todo el país, si bien no precisó la cantidad de dosis requerida para el operativo. Según Maldonado, la medida es para precautelar la "salud y la vida de los servidores y de los usuarios de esta Función del Estado", por lo que debería realizarse una campaña masiva de vacunación. 

La fiscal general dijo que ella se iba a vacunar "al último" cuando ya todos los empleados de la Fiscalía hayan recibido la primera dosis. En el mismo sentido se pronunció la titular del Consejo Nacional de la Judicatura, María del Carmen Maldonado.

Otros sectores han pedido también ser incluidos en los planes de vacunación, como los docentes fiscales mientras se ha considerado también inmunizar a los integrantes de las Fuerzas Armadas y la Policía, que, juntos, suman cerca de 100 mil efectivos, por lo que se requeriría no menos de 200 mil dosis para poder vacunar a todos. 

Polémica en Argentina y en Perú

Ginés González Garcíaex ministro de Salud de Argentina. 

Entre tanto, en Argentina, la semana pasada, el presidente Alberto Fernández, le pidió la renuncia al ministro de Salud, Ginés González García, tras conocerse que funcionarios y personalidades próximas al gobierno se han podido vacunar sin seguir los protocolos exigidos a la población en general. El caso, conocido como el "vacunatorio VIP" se reveló luego de que  el periodista Horacio Verbitsky, considerado como afín al oficialismo, revelara que fue vacunado contra el coronavirus después de pedírselo directamente a González, en las propias dependencias del Ministerio de Salud, lo que provocó el repudio de la opinión pública.

A pesar de que el periodista tiene 79 años de edad, al igual que otros de los beneficiarios de las vacunas, el presidente Fernández sostuvo que no se puede aceptar manejos de ese tipo con las dosis, que en ese país son en su mayoría vacunas Sputnik de origen ruso. 

A pesar de que el periodista tiene 79 años de edad, al igual que otros de los beneficiarios de las vacunas, el presidente Fernández sostuvo que no se puede aceptar manejos de ese tipo con las dosis, que en ese país son en su mayoría vacunas Sputnik de origen ruso.

"Llamé a mi viejo amigo Gines González García, a quien conozco desde mucho antes de que fuera ministro, y me dijo que tenía que ir al Hospital Posadas. Cuando estaba por ir, recibí un mensaje de su secretario, que me dijo que iba a venir un equipo de vacunadores del Posadas al Ministerio, y que fuera al Ministerio a darme la vacuna", contó el propio Verbitsky a radio El Destape de Buenos Aires. 

Según La Nación, el ministerio de Salud se había reservado al menos, 3.000 vacunas para inmunizar a sus funcionarios, aunque estos no fueran considerados población en riesgo.

Argentina ha recibido 1,22 millones de dosis de la vacuna rusa Sputnik V y 580.000 dosis de la vacuna AstraZeneca elaborada por el Instituto Serum, producidas en India. El proceso que los allegados al ministro se saltaron consiste en registrarse primero en una página web y  solamente está abierto para personas mayores de 80 años.

En la tarde del 22 de febrero, el Gobierno argentino hizo pública la lista de vacunados VIP en donde constan funcionarios, políticos y parientes.

 

En Perú vacunaron hasta al dueño de la chifa

Martín Vizcarra se vacunó antes que el resto del Perú. 

En Perú, entre tanto, se reveló que el expresidente Martín Vizcarra había recibido dos dosis de la vacuna contra el coronavirus de la empresa china Sinopharm en octubre, cuando aún estaba en el poder. La empresa china realizó un estudio clínico de su vacuna en Perú, en el marco del cual, supuestamente, el ex presidente, su esposa y otros funcionarios recibieron "vacunas de cortesía". Dos  universidades de Lima administraban el estudio y las "cortesías" pero ahora ha negado que el ex presidente hubiera formado parte del estudio. 

Pero también se vacunaron dos ex ministras del actual gobierno, a espaldas, según dijo el presidente Francisco Sagasti, del Ejecutivo. Se trató de la ex ministra de Salud Pilar Mazzetti y de la canciller Elizabeth Astete.

Se vacunaron dos ex ministras del actual gobierno peruano, a espaldas, según dijo el presidente Francisco Sagasti, del Ejecutivo. Se trató de la ex ministra de Salud Pilar Mazzetti y de la ex canciller Elizabeth Astete.

"A raíz de la reciente revelación sobre la vacunación del presidente Vizcarra y de su esposa y del comprensible impacto que esta noticia ha tenido en la opinión pública, soy consciente del grave error que cometí, razón por la cual decidí no recibir la segunda dosis. Por las razones expuestas, he presentado al señor Presidente de la República mi carta de renuncia al cargo de Ministra de Relaciones Exteriores", escribió en su cuenta de Twitter la ahora ex canciller.. 

También renunciaron a su cargo los ahora ex viceministros de Salud Luis Suárez y Víctor Bocangel, quienes se aplicaron las vacunas de las que dispone el ministerio de Salud.

En Lima se reveló, además una lista con 487 nombres de quienes recibieron las vacunas de "cortesía" de la firma china, en la que se encontró además del expresidente Vizcarra  y su esposa a su hermano, y hasta al dueño de un chifa local en donde los científicos chinos iban a comer. 

También se pudo reconocer en la polémica lista a al médico de cabecera del ex presidente Alberto Fujimori, Antonio Aguinaga, al nuncio apostólico de El Vaticano, Nicola Girasoli, al esposo de una congresista, al chófer de la ex ministra Mazzetti, a los rectores de las universidades San Marcos y Cayetano Heredia, así como otras personas que estaban relacionadas con los médicos que administraban el estudio piloto, quienes se han justificado diciendo que tenían miles de dosis que podían administrar a su criterio, pues era un estudio clínico para determinar la eficacia de la vacuna. 

"Era el presidente de la República y no pensé en ningún aspecto legal, ni político", dijo el galeno a cargo de los dosis sobre la vacunación secreta de Vizcarra, que tuvo lugar en el propio Palacio de Gobierno de Lima.

Las universidades cuyos rectores fueron vacunados eran las que administraban el estudio junto con la firma china. Otras 12 mil personas recibieron la dosis, en calidad de voluntarios. Y a tono con el ya conocido argumento de "yo no soy político", el médico Germán Málaga, quien administraba el estudio, dijo ante el Congreso peruano que el ex presidente Vizcarra "sabía que era una vacuna de etiqueta abierta, que tenía componente activo y que no había recibido placebo". "Fuimos (con una enfermera) lo vacunamos a él y a su señora esposa. En ese momento sinceramente no me pareció un acto fuera de contexto. Era el presidente de la República y no pensé en ningún aspecto legal, ni político", dijo el galeno sobre la vacunación secreta, que tuvo lugar en el propio Palacio de Gobierno de Lima.

Tanto en Perú cuanto en Argentina se han abierto indagatorias penales contra los ex funcionarios involucrados, mientras en Ecuador, el ministro Zevallos concurrió a la Fiscalía a declarar por las denuncias que, en su contra, formularon varios ciudadanos por tráfico de influencias, en especial, por el caso de la vacunación de su madre. 

GALERÍA
Las vacunas VIP del gobierno de Moreno provocaron rechazo unánime
 


[CO MEN TA RIOS]

[LEA TAM BIÉN]

De una sola vez: la eficacia de la Mujer X
Andrés Lasso Ruales
El socialismo del siglo XXI cedió las cárceles a los capos, ¿Ecuador copió el modelo?
Mariana Neira
Caso ISSPOL: ¿dónde está la bolita?
María Laura Patiño
El domingo siete de las elecciones en Ecuador
Milagros Aguirre

[MÁS LEÍ DAS]

El maletín que vio Boscán
Xavier Villacís Vásquez
Lo que se niegan a ver en Yaku
Andersson Boscán Pico
Las niñas atacadas de Puerto Quito
Susana Morán
Caso ISSPOL: ¿dónde está la bolita?
María Laura Patiño