Back to top
15 de Diciembre del 2015
Historias
Lectura: 15 minutos
15 de Diciembre del 2015
Mishell Báez y Gabriela Yépez*
Los sismos en Quito, ¿están las universidades preparadas?

Foto: Gabriela Yépez

Las edificaciones de varios centros de estudios tienen más de 40 años, y no hay normas precisas para la construcción antisísmica en el país. 

 

Foto: Mishell Báez

Varios parques, como este en la Escuela Politécnica Nacional, son centros de encuentro en caso de una evacuación. 

 

Quito es una ciudad propensa a temblores debido a su ubicación geográfica. En vista de esto, las edificaciones deben ser sismo resistentes. Muchos edificios de las principales universidades de Quito no poseen estas características y para balancear esta situación, los establecimientos de educación superior, poseen planes de contingencia para preservar la salud y seguridad de todos aquellos que forman parte de la comunidad universitaria.

Quito es una ciudad propensa a sismos debido a su ubicación geográfica. En vista a esto, las edificaciones deben ser sismo resistentes. Muchos edificios de las principales universidades no tienen estas características y para balancear esta situación, los establecimientos de educación superior, poseen planes de contingencia para preservar la salud y seguridad de todos aquellos que forman parte de la comunidad universitaria.

Foto: Mishell Báez

Punto de encuentro, Universidad Politécnica Salesiana

El problema radica en que estos planes no son difundidos en el cuerpo docente y mucho menos entre los estudiantes. La investigación se centra en las universidades pertenecientes a la zona universitaria de Quito, Escuela Politécnica Nacional, EPN, Pontificia Universidad Católica del Ecuador, PUCE, y Universidad Politécnica Salesiana Campus Girón, UPS.

Estas universidades poseen edificios antiguos, los cuales no fueron construidos bajo las normas de seguridad ante emergencias sísmicas. Por tanto, corren riesgos graves en caso de la presencia de un sismo de gran magnitud. Las universidades poseen departamentos encargados en Seguridad Ocupacional, en donde buscan resguardar la seguridad de estudiantes y personal administrativo de estas instituciones. El problema recae en que a pesar de que existe un plan en caso de riesgos, este no ha sido socializado ni se han realizado simulacros para sismos.

Los temblores, Quito y la desinformación ante catástrofes

Terminado el sismo, el terror de los estudiantes se convirtió en risas y, tras unos días, en recuerdos; sin embargo, no podemos olvidar que en cualquier momento un sismo nos puede sorprender y no estamos preparados para afrontarlo. A las 14:57 de la tarde del martes 12 de agosto de 2014, la ciudad de Quito fue sacudida por un sismo de 5.1 grados en la escala de Richter. Fue el primero de una cadena de réplicas que duraron hasta el 17 de agosto y  mantuvieron en estado de alerta y temor a los quiteños.

Fotografía: Gabriela Yépez

Señalética Universidad Politécnica Salesiana

Muchos se encontraban sumergidos en su  rutina diaria, los estudiantes de colegios y escuelas regresaban a sus casas, otras personas se mantenían detrás de sus computadores trabajando y varios estudiantes universitarios tomaban sus clases de la tarde. En la Universidad Católica, algunos estudiantes luchaban por mantenerse despiertos en clase, mientras otros escribían apuntes sin parar. Otros alumnos aprovechaban su estancia en las cafeterías para conversar y terminar sus tareas. Y muchos otros descansaban en el parque central. Todos ellos fueron sorprendidos por un temblor de la tierra. Sintieron desequilibrio, mareo, pero más que nada miedo.

Las bancas moviéndose, el pizarrón temblando, los marcadores cayendo al piso, estudiantes con rostros asustados se veían unos a otros con desesperación,esa era la imagen en las aulas de clase mientras la tierra se movía. En los pasillos los alumnos que transitaban se asustaron pues no sabían que estaba ocurriendo. La incertidumbre inundó los edificios del campus universitario.

Es de esperarse que en un aula de clase el maestro sea quien guarde la calma y guíe a los alumnos para mantener a todos a salvo. La realidad no es así. Lo que ocurrió el día del sismo fue que una maestra perdió el control frente a sus estudiantes, lo que causó que la desesperación sea contagiosa. Al terminar el movimiento los estudiantes rieron dejando atrás la desesperación, pero sabiendo que puede volver a ocurrir y que no están preparados para afrontar un temblor de gran magnitud.

Desde el parque central el movimiento se sintió más suave que en los edificios pero se pudo apreciar como las ventanas de los edificios se sacudían. Muchas personas se levantaron, se preguntaban unos a otros qué ocurría, sus rostros mostraban susto, preocupación e incertidumbre. Los guardias de la universidad se veían unos a otros sin saber qué decisión tomar o cómo ayudar a mantener la calma en los estudiantes.

Muchos de los que estábamos ahí nos preguntamos si sería seguro mantenernos en ese sitio, no sabíamos a dónde dirigirnos. Los comerciales en la televisión siempre dicen que debemos dirigirnos a un lugar abierto, que sigamos la señalética que nos dirija hacia un espacio seguro. En la universidad no se veían estas indicaciones y lo que más temor causaba era pensar que si el sismo era más fuerte los edificios que rodean el parque nos enterraran en nubes de polvo e incluso escombros.

A pesar de que todos los quiteños sabemos que nuestra ciudad es muy propensa a sismos, debido a la falla geológica sobre la cual se asienta, el miedo siempre está presente ya que nuestras edificaciones no están preparadas para un evento sísmico de gran magnitud, pero sobre todo sentimos terror porque cuando se presenta un peligro no sabemos qué medidas tomar, a dónde dirigirnos o simplemente cómo reaccionar.

Muchos estudiantes de la universidad regresaron a sus casas con anécdotas cómicas y de terror  ocurridas a partir del sismo, que no pasaron del susto. Lo que fue diferente en otras partes de Quito alejadas de la universidad. El epicentro fue en Calderón, al norte de Quito, en donde se registraron grandes daños como lo contaron los moradores del sector. El movimiento fue acompañado de un ruido que alertó y provocó pánico; en las zonas más pobladas llevó a la gente a salir a las calles. En la periferia, las nubes de polvo y los derrumbes provocaron caos y cierre de carreteras.

A esa hora la ruta Panamericana norte soportaba un tráfico elevado. El temblor generó deslizamientos en buena parte de la vía, a 500 m del poblado de Calderón la capa asfáltica estaba cubierta de escombros; a la altura de Oyacoto, donde hay un gran centro de peaje, se cerró completamente el tránsito. Más al norte los deslizamientos causaron accidentes. Un auto particular y un bus interparroquial recibieron el impacto de rocas desprendidas de la montaña. Los deslaves dejaron con heridas y contusiones a 13 personas según informaron los periódicos.

La falla de Quito se evidencia en la formación de una cadena de colinas que avanza por el perfil oriental de la ciudad: El Tablón, Puengasí, Lumbisí, Batán-La Bota, Carcelén-El Inca, Calderón-Bellavista y Catequilla. Es decir que prácticamente se encuentra bajo casi toda la ciudad.

Los quiteños estamos bajo un riesgo constante que puede ocurrir en el momento menos pensado y cuando menos lo esperamos. La naturaleza es impredecible y nos puede sorprender en cualquier momento.

Jorge Bucheli considera que es de suma urgencia y necesario contar con un plan de contingencia en caso de sismos para que todos los ciudadanos estemos listos para enfrentar una catástrofe natural como un temblor o en el peor de los casos un terremoto.

Entevistas

Evelyn Lima

Entrevista a la Ingeniera Evelyn Lima, Encargada del Departamento de Seguridad Ocupacional de la UPS

¿La universidad tiene un plan de contingencia en caso de sismos?

¿Le parece que la universidad está preparada para afrontar los riesgos en caso de sismos?

Estamos preparando al personal para que pueda responder y actuar en los diferentes casos de emergencia que se puedan presentar, eso es un proceso que lo estamos realizando.

¿Cómo ha sido la socialización del plan de contingencia?

A través de correo masivo y reuniones con el personal.

¿Se han realizado simulacros?

Si se han realizado simulacros, no específicamente para emergencias en caso de sismos.

¿Se han presentado problemas tras el último sismo registrado el pasado año?

No, no se han registrado problemas tras el sismo del año pasado.

Santiago Iza

Foto: Mishell Báez

Ingeniero Santiago Iza

Entrevista al Ingeniero Santiago Iza, Jefe  de Seguridad y Salud Ocupacional de la EPN.

¿La universidad tiene un plan de contingencia en caso de sismos?

Estamos trabajando en eso. Un plan de contingencia debe tener cada edificio de la escuela, Lo que es muy macro, toda la escuela. La unidad tiene de funcionamiento dos años, en dos años hemos logrado hacer planes de contingencia en los edificios más críticos y en los laboratorios con mayor peligro que es la facultad de química y la facultad de mecánica. Todo lo que se hace en la industria afuera en grande aquí lo hacemos en pequeño.

Hasta el momento, ¿qué medidas se han tomado en casos de sismos y desastres naturales?

Las medidas que se han tomado principalmente es el cambio de cultura en las personas. Hemos trabajado bastante en capacitación, programas de capacitación semanales, en grupos en donde se les indica que por ejemplo aquí en el edificio suena una sirena y la gente coge y como que no pasa nada. Y no tienen esa cultura de escuchar una sirena y en otros lados se evacúa inmediatamente así haya sido falsa alarma. Entonces primero nosotros hemos visto la necesidad de capacitar a la gente. capacitar y cambiar la cultura y también estamos trabajando en un plan de señalización en toda la escuela y que lo llevaremos a cabo el próximo año.

La capacitación, ¿para quién está dedicada?

El personal docente, administrativo, trabajadores y estudiantes. Para toda la escuela, somos alrededor de 11600, hemos formado comités que trasladan el conocimiento a sus facultades, a sus laboratorios respectivos.

¿Cree que la universidad está lista para afrontar un sismo fuerte?

Hay que diferenciar entre emergencia y desastre. Si ocurre un sismo que solo conlleve una emergencia, nosotros si estamos preparados porque ya hemos formado brigadas de primeros auxilios, contra incendios, evacuación y rescate y brigada de comunicación. Pero en el caso de que este sismo si se llega a dar y se produce no una emergencia sino un desastre que ya sería un sismo de 7 u 8 grados, las estructuras en sí no están hechas con las normas antisísmicas para soportar entonces ahí sí ya tendríamos que apoyarnos externamente ya que no controlaríamos con nuestros recursos.

¿Se han realizado simulacros?

Hemos realizado simulacros en el acelerador de electrones, en el laboratorio de petróleos, en laboratorios donde específicamente si no se realiza un simulacro no se les da la licencia de funcionamiento. Entonces hemos trabajado en eso, pero en sí  tenemos planificado para el 20 de diciembre un simulacro en el edificio administrativo, en el edificio del CEC que cuenta con toda la parte de alarmas contra incendios, usted sabe que si en un simulacro no hay la alarma que esté ahí o métodos para evacuar, no sirve de nada, no se puede hacer.

Liesel Pérez

Entrevista a Liesel Pérez, Directora de Seguridad y Salud Ocupacional de la PUCE.

¿La universidad tiene un plan de contingencia en caso de sismos?

Actualmente nos encontramos elaborando los planes de emergencia, con el formato del CBDQM, para cada uno de los 21 edificios del Campus PUCE Quito. En dicho formato se incluye la conformación de brigadas de emergencia, simulacros y el equipamiento requerido para cada edificio: alarmas contra incendios, extintores, gabinetes, señalética, mapas de recursos y evacuación, etc. Este proyecto tiene actualmente 50% de avance.

¿Le parece que la universidad está preparada para afrontar los riesgos en caso de sismos?

Por ahora la PUCE se encuentra preparada de manera informal, por el momento. Es necesario tomar en cuenta que la dirección de seguridad y salud ocupacional tiene como objetivo precautelar las condiciones laborales de los trabajadores de la PUCE, por ende, nos encontramos trabajando en coordinación con la dirección general de estudiantes para articular los procesos necesarios con el fin de asegurar las mismas condiciones para los estudiantes.

¿Cómo ha sido la socialización del plan de contingencia?

Aún nos encontramos en fase de levantamiento de información previo a la aprobación del CBDQM.

¿Se han realizado simulacros?

Por el momento no, pero se encuentran planificados para ser realizados a partir del 2016, por edificio en la primera fase de simulacros.

¿Se han presentado problemas tras el último sismo registrado el año pasado?

No se han registrado problemas de ningún tipo, los trabajadores han sido informados y capacitados a través de medios electrónicos.

Mónica Segovia

Encargada de la Red Sísmica Nacional del Instituto Geofísico de la Escuela Politécnica Nacional.

Mónica Segovia nos comentó las razones por las que Quito es una ciudad potencialmente sísmica, los sitios seguros de la ciudad y por qué Quito está o no preparada ante una catástrofe natural como un terremoto.


 

*Autores: Mishell Báez y Gabriela Yépez, estudiantes de la materia de periodismo de investigación, de la Facultad de Comunicación de la Universidad Católica del Ecuador. Este es su trabajo final en la cátedra que dirige Tania Orbe.

Puede ver el reportaje en su publicación original aquí: https://seguridadenlau.wordpress.com

[RELA CIONA DAS]

Sí hay dinero para las universidades
Gonzalo Ordóñez
Unas necesarias aclaraciones sobre los privilegios y problemas del sistema de educación superior
Christian Escobar Jiménez
La Universidad y el COVID -19
Gonzalo Ordóñez
¿Qué pasará con Ser Bachiller, tras el escándalo de la filtración?
Redacción Plan V
El laberinto de Yachay: ¿una apuesta perdida?
Redacción Plan V
GALERÍA
Los sismos en Quito, ¿están las universidades preparadas?
 


[CO MEN TA RIOS]

[LEA TAM BIÉN]

El Banco Mundial aboga por la integración económica y social de los venezolanos
Redacción Plan V
Las pruebas para COVID de Yunda con nuevos tropiezos
Redacción Plan V
Los otros entretelones de la sentencia de Tamayo a favor del líder de Los Choneros
Redacción Plan V
La (nueva) alianza entre Jairala y el correísmo
Redacción Plan V

[MÁS LEÍ DAS]

Este es el perfil del supercontagiador de COVID-19 hallado en la Amazonía de Ecuador
Redacción Plan V
Este es el top 30 de los contratos del Municipio en la era Yunda
Redacción Plan V
La amenaza de Rafael Correa a un juez del Caso Sobornos: ¿un delito de intimidación?
Redacción Plan V
Imágenes exclusivas revelan el colapso del relleno de El Inga
Susana Morán