Back to top
25 de Agosto del 2023
Ideas
Lectura: 3 minutos
25 de Agosto del 2023
Fernando López Milán

Catedrático universitario. 

Alvarito
0
Si bien ha participado, con perseverancia digna de mejor suerte, en cinco elecciones para la presidencia de la república, Alvarito no es político, es humorista y experto jugador de póquer. Tenía un as bajo la manga y lo mostró el veinte de agosto.

 

Hijo de millonario, estudió en Suiza y en los Estados Unidos de Norteamérica. Alrededor de los cincuenta años se interesó por la política y participó en cinco elecciones para presidente de la república, en tres de las cuales llegó a la segunda vuelta. En las elecciones de 1998, en las que disputó el balotaje con Jamil Mahuad, algunos dicen que le robaron la presidencia.

Su fama aumentó cuando durante el proceso eruptivo del volcán Reventador afirmó que el mencionado volcán había “eruptado”, como si la Pachamama se lo hubiera echado al hombro para sacarle los gases de azufre, el olor del diablo.

Cuando el huracán Irma asolaba las costas de los Estados Unidos y El Caribe, asombró al mundo al desafiarlo, en la playa de Miami, a la tres de la tarde del nueve de septiembre de 2017, vestido apenas con una pantaloneta negra. Noboa, solo él, como un héroe mítico que se enfrentara a Eolo, se atrevió a detener la furia de los vientos oponiéndoles la barrera de su estómago más que la de su pecho, y zambulléndose en el agua que le cubría hasta la cintura. No sería extraño que al terminar el año se enfrente a puño limpio con el fenómeno de El Niño.

Si bien ha participado, con perseverancia digna de mejor suerte, en cinco elecciones para la presidencia de la república, Alvarito no es político, es humorista y experto jugador de póquer. Tenía un as bajo la manga y lo mostró el veinte de agosto

Hace algunas semanas, un poco después de que su hijo, Daniel Noboa Azín, anunciara su candidatura a la presidencia de la república, él, en un vídeo subido a su cuenta de Facebook, que retiró al siguiente día, anunció su propia candidatura, dejando, con esto, desconcertado a todo el país, que apenas había tenido tiempo para murmurar: “otra vez Alvarito”. Diminutivo impropio para el presidente de una nación, pero que pocos políticos llegan a merecerlo.

“Alvarito”, el nombre con el que la gente conoce a Álvaro Fernando Noboa Pontón, es una mezcla sui géneris de afecto y desprecio. Pero cuánto mejor es ser llamado de esa manera y no “asesino”, “ladrón” o “resentido”, aunque Alvarito también tenga su rabo de paja: ha sido acusado de explotación laboral, evasión de impuestos y creación de empresas fantasmas.

Si bien ha participado, con perseverancia digna de mejor suerte, en cinco elecciones para la presidencia de la república, Alvarito no es político, es humorista y experto jugador de póquer. Tenía un as bajo la manga y lo mostró el veinte de agosto.

[PANAL DE IDEAS]

Joel Kouperman
Patricio Moncayo
Fernando López Milán
Consuelo Albornoz Tinajero
Alfredo Espinosa Rodríguez
Rodrigo Tenorio Ambrossi
Giovanni Carrión Cevallos
Mariana Neira
Aldo Lorenzzi Bolaños

[RELA CIONA DAS]

El conjuro de la persecución política
Juan Cuvi
¿Cómo llegó Daniel Noboa a la presidencia?
Patricio Moncayo
¿Cómo llegó Noboa a la presidencia?
Patricio Moncayo
Noboa, el saboteador
Álex Ron
Noboa, la diplomacia y el autoritarismo con viraje a la derecha
Alfredo Espinosa Rodríguez
GALERÍA
Alvarito
 
1


[CO MEN TA RIOS]

[LEA TAM BIÉN]

La estatal Petroecuador en un dilema técnico y administrativo
Redacción Plan V
¿Por qué Carlos Pólit pide un nuevo juicio a la Corte de Miami?
Susana Morán
El superintendente de Competencia, en la mira de los actores económicos
Redacción Plan V
Ministerio de la Mujer: el Gobierno perdió el round en la guerra cultural
Redacción Plan V

[MÁS LEÍ DAS]

Entre el Hotel Quito y Oloncito
Consuelo Albornoz Tinajero
La fiscal Diana Salazar alega su embarazo de alto riesgo como argumento contra el juicio político
Redacción Plan V
Movimiento Nacional Surgente: ¿la nueva cara del correísmo?
Redacción Plan V
!Ay, Pame! o de la impudicia
Fernando López Milán