Back to top
30 de Octubre del 2017
Ideas
Lectura: 6 minutos
30 de Octubre del 2017
Rodrigo Tenorio Ambrossi

Doctor en Psicología Clínica, licenciado en filosofía y escritor.

¿Cuándo los cañones apuntarán a Correa?
¿Cómo alguien puede tener sus manos limpias si permite que sus ministros, sus jueces, sus contralores, sus procuradores, sus legisladores conviertan al país en su propiedad privada? Quizás se haya producido una suerte de desliz metafórico entre el nombre del movimiento Alianza PAIS y la captura del país como propiedad privada. De hecho, tanto Correa como AP se consideraron propietarios del país.

Poco a poco y demasiado lentamente, se devela el escalofriante panorama de la corrupción que invadió al país en la última década. Esa corrupción se hizo de una inmensa habilidad para borrar todo pudor que fue arrancado de raíces de la cultura y de la ética personal. Lo corrupto es esencialmente impúdico: se cantaba el himno universal de las manos limpias y de los corazones ardientes mientras se robaba a  dos manos y a plena luz del día.  

¿En qué momento de la historia apareció la corrupción? Seguramente en el momento en el que el poder absoluto sentó sus reales en la sociedad, aquel poder que no tiene por qué rendir cuenta a nadie de sus actos. Entonces, para justificarse, los corruptos y sus cómplices enseñaron que todo poder viene de dios.

Apareció el poder en la sociedad y en ese mismo momento asomó la corrupción que que produce una serie de actos destinados a desbaratar los órdenes del bien colectivo. Porque  cuando  el poder se vuelve absoluto, urgentemente debe corroer la ética para que no actúe, para que no surta efecto alguno el imperio de los ordenamientos políticos, jurídicos, administrativos, económicos. El poder absoluto se erige sobre el cadáver de la libertad, de la lealtad y de la honradez.

Es decir, sin una mente corrupta, no podría darse una administración corrupta. De hecho, el sistema democrático se halla organizado sobre la base de un orden piramidal. Por lo mismo  resulta casi imposible que el presidente Correa no haya tenido clara noticia de lo que acontecía en su equipo del que además era su cabeza. Salvo que se tratase de un presidente mental y políticamente ausente que, por supuesto, no fue el caso del presidente Correa que, por lo contrario, fue, casi perversamente, omnipresente.

Durante una década Correa ejerce el poder de manera impositiva, totalitaria y siempre al borde de lo dictatorial. Fue dueño de toda la estructura política, jurídica y administrativa. Nada importante se hacía, se decía y hasta se pensaba sin que él no estuviese ahí para originarlo, aprobarlo o rechazarlo. ¿Cómo un dictador? Sí, como un dictador. En sus propias palabras, metió sus manos en todo y, de manera particular, en la justicia que pasó a depender íntegra y directamente  de él. Quien es capaz de meter sus manos en  la justicia ya no posee límite alguno. De hecho, los poderes de Correa fueron realmente casi absolutos. 

¿Cómo alguien puede tener sus manos limpias si permite que sus ministros, sus jueces, sus contralores, sus procuradores, sus legisladores conviertan al país en su propiedad privada? Quizás se haya producido una suerte de desliz metafórico entre el nombre del movimiento Alianza PAIS y la captura del país como propiedad privada. De hecho, tanto Correa como AP se consideraron propietarios del país. ¿Problema homofónico? Quizás no, porque en las grandes concentraciones se decía que el país entero era de Correa y de AP.

Los silencios del poder siempre implican complicidad directa. Una complicidad que nada ni nadie puede anular o borrar. ¿Que al presidente Correa no le llegó ni siquiera un centavo de esos millones y millones que produjo la corrupción de sus ministros, de sus procuradores, de sus contralores, de sus jueces, de sus empresarios y prestamistas?  Habría que probarlo. Porque no se puede olvidar ni de los pativideos ni los comecheques ni de los primos a los que se despide con honores ni a aquellos ministros por los que estaba dispuesto a dejarse cortar una mano, como se dice, ni de los medios de comunicación incautados, ni de las mega estructuras, como Yachay, incapaces de esconder su propia podredumbre y cuya fetidez nunca llegó al vivaz olfato de Correa. Ni de las sentencias judiciales a su favor.

Al país no se lo puede contentar destapando tan solo algunos de los escándalos y evidenciando un poco de la podredumbre del correísmo.  Sin lugar a dudas Odebrecht es importante. Pero no es menos preocupante que nadie se haya preguntado si Correa lo ignoraba todo, él sin cuyo saber y venia no se movía ni siquiera una hoja del  bosque-pais. 

Quien mucho habla de la pera comérsela quiere. Para muchos fue un hermoso discurso eso de las manos limpias y los corazones ardientes. En Brasil aconteció algo muy parecido. Pero Dilma fue sacada de la presidencia y Lula está acusado de tener las manos tan sucias  como muchos de sus ministros. 

El presidente Moreno ya dijo que querría ver tras rejas a un expresidente. Primero, presidente Moreno, hay que acusarlo, juzgarlo y condenarlo. Por favor, presidente Moreno, ya no lo proteja con una guardia que, según usted, le cuesta una millonada al país. No gaste nuestro dinero de esa manera que roza lo infame.

[PANAL DE IDEAS]

Mauricio Alarcón Salvador
Giovanni Carrión Cevallos
Gabriel Hidalgo Andrade
Gonzalo Ordóñez
Rodrigo Tenorio Ambrossi
Carlos Rivera
Francisco Chamorro
Ramiro García Falconí
Patricio Moncayo
Aparicio Caicedo

[RELA CIONA DAS]

Discapacitados morales
Rodrigo Tenorio Ambrossi
Ni un voto a los corruptos
Juan Cuvi
La red Peñaranda
Mauricio Alarcón Salvador
La vida no vale nada
Rodrigo Tenorio Ambrossi
El CNE cerró el registro electoral sin tomar en cuenta el pedido de la Contraloría
Redacción Plan V
GALERÍA
¿Cuándo los cañones apuntarán a Correa?
 
1


[CO MEN TA RIOS]

[LEA TAM BIÉN]

Las pruebas para COVID de Yunda con nuevos tropiezos
Redacción Plan V
Los otros entretelones de la sentencia de Tamayo a favor del líder de Los Choneros
Redacción Plan V
La (nueva) alianza entre Jairala y el correísmo
Redacción Plan V
Otto renuncia y no descarta una carrera política: ‘a los jóvenes nos corresponde acabar con la política del berrinche’
Redacción Plan V

[MÁS LEÍ DAS]

Este es el perfil del supercontagiador de COVID-19 hallado en la Amazonía de Ecuador
Redacción Plan V
Este es el top 30 de los contratos del Municipio en la era Yunda
Redacción Plan V
La amenaza de Rafael Correa a un juez del Caso Sobornos: ¿un delito de intimidación?
Redacción Plan V
Imágenes exclusivas revelan el colapso del relleno de El Inga
Susana Morán