Back to top
5 de Enero del 2024
Ideas
Lectura: 7 minutos
5 de Enero del 2024
Gonzalo Ortiz Crespo

Escritor, historiador, periodista y editor. Ex vicealcalde de Quito. 

La inconsulta resultó un parto de los montes
0
Hay analistas que dicen que estas y parecidas preguntas no les interesan a los aliados del Gobierno, los correístas, y que no se trata sino de una actividad de campaña electoral, el inicio de la campaña para 2025. Pero me da la impresión de que, si ese es el análisis del Gobierno, está muy equivocado.

 

A los pies se nos fue el alma con las preguntas que el presidente Daniel Noboa propuso esta semana para su inconsulta consulta popular: preguntas inanes, para las que no se necesita preguntar al pueblo, pues ocho de ellas puede resolver la mayoría de la Asamblea Nacional con el pacto de gobernabilidad que tiene.

La revelación de las preguntas fue nada menos que un parto de los montes. ¿Recuerdan la fábula de Esopo? “Después que con bramidos espantosos/ infundieron pavor a los mortales,/ estos montes, que al mundo estremecieron,/ un ratoncillo fue lo que parieron”. Así versificó Félix Samaniego al clásico griego.

Aunque está cayendo en desuso, “inconsulto” significa que algo se ha hecho sin consideración ni consejo. Eso es lo que se concluye al pasar revista a las preguntas de los parturientos montes.

Pecan algunas hasta de mala redacción. La primera, por ejemplo, averigua si estamos de acuerdo con que (en que, sería mejor) “las Fuerzas Armadas inicien acciones”. En estricto sentido no nos averiguan si deseamos que realicen acciones sino que solo las inicien. Es decir, si triunfa el sí, solo podrían iniciar esas acciones mas no continuarlas.

Pero incluso sin ponerse tan finos, ya varios juristas han demostrado que para las reformas que quiere el Gobierno bastan cambios en el Código Orgánico Integral Penal, la Ley de Extinción de Dominio o la Orgánica de las Fuerzas Armadas, a lo que hay que añadir voluntad política y recursos, y que no es necesario gastar decenas de millones de dólares en la penuria en que dizque está la caja fiscal.

Mejor empleados estarían esos 50 o 60 millones de dólares en el equipamiento de la fuerza pública que en hacer una consulta inútil que, además, no plantea textos de aplicación inmediata sino solo la opinión del pueblo sobre tal o cual materia, dando gran libertad para que el Ejecutivo o Legislativo la entiendan como quieran.

Todos quienes leyeron la propuesta han caído cuenta de la contradicción en que cae al tratar de justificar lo injustificable, la reintroducción de los casinos. En un texto que seguramente viene de los interesados, se dice que la prohibición del 2011 hizo que se perdieran 250.000 empleos directos, pero en un estudio, que también cita la propuesta, aparece que se perdieron 2.000 empleos directos y 5.000 indirectos, cifra mucho más realista.

Hay analistas que dicen que estas y parecidas preguntas no les interesan a los aliados del Gobierno, los correístas, y que no se trata sino de una actividad de campaña electoral, el inicio de la campaña para 2025. Pero me da la impresión de que, si ese es el análisis del Gobierno, está muy equivocado

El ojetivo de esta pregunta presidencial, obviamente, no es recuperar plazas de empleo. Si así fuera, ¿por qué no reintroducir las corridas de toros que movían la economía de Quito de una manera que nada de aquello con lo que se ha intentado reemplazarlas ha podido igualar, y que seguramente generaba mucho más de 5.000 empleos indirectos? Ojo, no estoy abogando por las corridas, solo lo pongo como un obvio ejemplo frente a la falaz argumentación de la undécima pregunta.

Por lo demás, esa undécima resulta un pegoste bastante sospechoso, pues busca beneficiar a unos pocos empresarios de los juegos de azar so capa de ayudar al empleo, abriendo, como ya han hecho notar algunos comentaristas, una ventana más al blanqueo de capitales.

Son también preocupantes otras preguntas. Una, la del incremento de las penas, porque está probado en el mundo entero, mediante estudios serios, que esa estrategia no sirve para combatir el crimen. Lo único que les asusta a narcos y corruptos es la extradición, porque aquí, en el Ecuador, y ya lo está demostrando el caso Metástasis, controlan la justicia, así que con unos pagos, y a veces nada más que con una cadena Cartier, ya consiguen pasar de una cárcel a otra, reducir sus penas, cambiar el delito que se les imputa e, incluso, la libertad. Y esa pregunta, la de la extradición, brilla por su ausencia.

La otra pregunta peligrosa es la de permitir que se reformen los procedimientos de inadmisión, deportación y expulsión de extranjeros, porque fácilmente se puede ir allí contra los derechos humanos, los tratados internacionales y la tradición humanitaria del Ecuador. Claro que es una pregunta demagógica, que apela a una xenofobia fácil de atizar. Y, por eso mismo, muy peligrosa.

Pero, ya, en serio, ¿dónde están los cambios a la Constitución del 2008 que el Ecuador necesita? ¿Por qué no se pregunta si queremos o no que continúe aquel engendro llamado Consejo de Participación Ciudadana y Control Social? ¿Por qué no se nos pregunta si queremos otra forma de designación de las autoridades de los organismos de control, de Procuraduría, Contraloría, defensorías, superintendencias, y no a través de los mecanismos creados por la Constitución de Correa, que asegura la monopolización y bloqueo de cualquier control? ¿Por qué no se nos pregunta si queremos que se eliminen los distritos electorales en Pichincha, Guayas y Manabí? ¿Por qué no se nos pregunta si queremos segunda vuelta electoral para alcaldes en esas provincias?

Hay analistas que dicen que estas y parecidas preguntas no les interesan a los aliados del Gobierno, los correístas, y que no se trata sino de una actividad de campaña electoral, el inicio de la campaña para 2025. Pero me da la impresión de que, si ese es el análisis del Gobierno, está muy equivocado: la gente está esperando respuestas concretas sobre los temas de la inseguridad y la falta de empleo, y es fácil ver que el joven mandatario está aprovechando su popularidad para hacer maniobras distractivas, lanzar un poco de juegos pirotécnicos, esquivar el bulto y no enfrentar lo que el país necesita. Eso le puede resultar totalmente contraproducente, mientras ha botado al caño su capital político.

Retire las preguntas, señor presidente. Consulte, coloque el futuro del país delante de usted y formule las preguntas que nos conduzcan de verdad a solventar los problemas que vivimos.

[PANAL DE IDEAS]

Mariana Neira
Fernando López Milán
Rodrigo Tenorio Ambrossi
María Amelia Espinosa Cordero
Aldo Lorenzzi Bolaños
Milagros Aguirre
Juan Carlos Calderón
Giovanni Carrión Cevallos
Alexis Oviedo
Alfredo Espinosa Rodríguez

[RELA CIONA DAS]

El “tetismo” como proyecto político
Juan Cuvi
Reporte Global: El Talón de Aquiles
Gustavo Isch
Guerra contra los narcos con leyes jurásicas
Mariana Neira
El gobierno de Noboa revoca la visa de residencia a la periodista cubana Alondra Santiago
Redacción Plan V
El perfil
Gustavo Isch
GALERÍA
La inconsulta resultó un parto de los montes
 
1


[CO MEN TA RIOS]

[LEA TAM BIÉN]

Novela: "El pasado anterior" o cómo un misterio puede romper la Historia
Redacción Plan V
Carlos Pólit dice que no huyó de Ecuador en 2017 e insiste a la Corte que lo libere hasta su sentencia
Redacción Plan V
Atentado a Trump: el camino a la Casa Blanca está allanado
Ugo Stornaiolo
Crimen organizado, delincuencia común e invasores asechan las áreas protegidas
Redacción Plan V

[MÁS LEÍ DAS]

Una red de empresas fantasmas en Ecuador exportó 500 millones de dólares en oro
Por Plan V y medios aliados
Feria del Libro de Quito: el chasco del periodismo cultural
Miguel Molina Díaz - Escritor
El correísmo no pierde tiempo en su intento de hacerse de la Judicatura
Redacción Plan V
José Serrano habla de narcotráfico y relaciona a Ministro de Agricultura
Redacción Plan V