Back to top
25 de Marzo del 2022
Ideas
Lectura: 7 minutos
25 de Marzo del 2022
Mateo Febres Guzmán

Estudiante de Relaciones Internacionales; colaborador en revista Ideario para ensayo, cuento y poesía. Reside en Guadalajara, México. 

Mala procesión de hormigas
0
En un país en que el poder político es algunas veces un museo y otras veces un camposanto, un sector de las élites está considerándose en la imperiosa necesidad de un muerto resurrecto que le resuelva todos los problemas.

En el programa Hora 25, de Teleamazonas, el abogado Roberto López ha trazado una salida minuciosa para la actual crisis política que ha propiciado el roce entre el Ejecutivo y el Legislativo. Un plan que, en pocas palabras, no ha de ser sino un eufemismo para quien desee engrosar las filas de lo autoritario. 

El Dr. López ha mencionado, entre otras cosas, que el presidente debe convocar vía consulta popular a una Asamblea Constituyente sin plenos poderes, para reformar la Constitución y disolver la Asamblea. Hace referencia al artículo 444 constitucional, que haría posible la reforma, “suspender temporalmente a la Asamblea”, y “el Presidente se queda gobernando”, a decir del Dr. López. Lo propone, así —edulcorado acaso en una lectura alegre de la Constitución—, aprendiz de tiranuelo. Porque por más desprestigiado, y con razón, que esté el Poder Legislativo, se supone que allí se encuentra representado el Ecuador, tal como la democracia lo postula radicalmente, al menos en términos canónicos.

Por si fuera poco, añade luego que aquella eventual consulta estaría blindada, lo que le permitiría al Presidente “hacer sus propias reglas”. Es decir, meterle la mano a la Justicia. ¿No? Es decir, constituirse en un muy pálido reflejo de lo que fue el caudillo que durante tanto tiempo ha sido impugnado —entre otros temas— por aquello mismo. ¿No se trata de algo así? Es muy complejo determinar qué se puede colegir de su discurso, que culminará diciendo que a través de este mismo proceso el Ecuador incluso podría retornar a la Constitución de 1998. 

Santiago Basabe apunta en el mismo programa la muy problemática lista de consecuencias de una eventual muerte cruzada. Y pinta con lucidez una pintura de M. C. Escher: nada que resuelva lo de fondo y un tiro histórico en el pie para un Gobierno que, bajo ese escenario, tendría a todas luces las de perder. Es de la opinión del doctor Basabe que el Gobierno debe empezar a ceder espacios de poder. A ese respecto, ha sido una cuestión de pocos meses, pero largos y cansinos, entender que el Presidente muchas veces confunde los verbos negociar y claudicar. 

Paulina Recalde, de la encuestadora Perfiles de Opinión, habla ya de un trece por ciento de aprobación a la gestión del Presidente. Y en unas condiciones tan adversas, en las que Guillermo Lasso podría despedirse del poder en poco tiempo, restaría ver cómo Carondelet y sus actuales inquilinos reaccionan frente a la amenaza. Un contexto peligroso para tener cerca al Dr. López, que parece no decir sino eufemismos para adornar el autoritarismo con parafernalias democráticas.

La misma administración Moreno fue inquirida en torno a una muerte cruzada durante los días más aciagos de la pandemia. En una entrevista del programa Café La Posta, el 27 de abril de 2020, el expresidente Gustavo Noboa, al ser consultado por un escenario similar al que plantea López, fue muy vocal a la hora de enunciar su precaución: “si se van los asambleístas y se legisla por decreto, que es lo que les encantaría, eso ya no es República democrática. Si van a hacer muerte cruzada, tienen que llamar a elecciones inmediatamente”; caso contrario, “eso es dictadura”. Es lamentable admitirlo, pero parecería que caen en saco roto las palabras contundentes del doctor Noboa; alguien que, con serenidad, supo llamar las cosas por su nombre. 

La conducta del socialcristianismo es muy sospechosa, empezando por sus enunciados, que invitan a la pregunta: ¿quién correría por sus colores en una próxima contienda electoral?

En caso de necesitar una evidencia, sólo habría que observar la conducta del Partido Social Cristiano que, de tanto pedir a gritos que se convoque a la muerte cruzada, uno ya no sería malicioso al interpretar que esconden un as bajo la manga. Alguien que elija la insidia incluso podría sostener que Jaime Nebot —que durante más de veinte años ha dicho que no será candidato a la Presidencia de la República— podría estar deseoso de enfrentar electoralmente a su enemigo íntimo, al que le vio cumplido un sueño que quizás él no pudo tolerar. 

O sino, ¿cómo más podría explicarse? ¿Como una simple flexión de la musculatura del PSC? ¿Cómo un bravío gesto de provocación? ¿Como un borrón y cuenta nueva que haga olvidar al país que no tuvieron candidato propio porque simplemente no daban los números, y que Lasso fue el tercer político a quien se aproximaron? La conducta del socialcristianismo es muy sospechosa, empezando por sus enunciados, que invitan a la pregunta: ¿quién correría por sus colores en una próxima contienda electoral? Y esto por no hablar de la Asamblea, recinto donde se encuentran en perfecto amasiato con el correísmo. 

En estos tiempos de muy mala procesión de hormigas, no hay que olvidar aquel adagio viejo que a Nebot tanto le ha gustado repetir: “en este país se ha visto muertos cargar costales de harina”. Tal vez, en un país en que el poder político es algunas veces un museo y otras veces un camposanto, un sector de las élites está considerándose en la imperiosa necesidad de un muerto resurrecto que le resuelva todos los problemas. Como si no fuera ya la hora de decirle adiós a tanto elemento jurásico de nuestra política. Como si sus distintas formas de permanencia no le hicieran tanto daño al Ecuador. 

El país, en vilo y expectante, está a la espera de que el Presidente se decida. Y en este punto hay demasiadas personas frotándose las manos.

 

[PANAL DE IDEAS]

Rodrigo Tenorio Ambrossi
Alfredo Espinosa Rodríguez
Alexis Oviedo
Patricio Moncayo
Pocho Álvarez
Fernando López Milán
Juan Carlos Calderón
Juan Carlos García
Mario Pazmiño Silva

[RELA CIONA DAS]

Nebot, el señor feudal
Fernando López Milán
Los riesgos de una gobernabilidad espuria
Juan Cuvi
2024: año electoral clave en el mundo
Ugo Stornaiolo
Rumbo a las urnas: elecciones 2024 en Latinoamérica
Aldo Lorenzzi Bolaños
Reforma electoral o afianzamiento del parlamentarismo correísta al 2025
Alfredo Espinosa Rodríguez
GALERÍA
Mala procesión de hormigas
 
1


[CO MEN TA RIOS]

[LEA TAM BIÉN]

Juicio contra Carlos Pólit (día 9): EEUU presentó 14 testigos contra Pólit, la defensa inició con el testimonio de Pedro Solines
Susana Morán, desde Ecuador para PlanV, y Marcos Medina, desde Miami para PlanV y El Universo
Todos se desmarcan de Esteban Albornoz, uno de los 22 denunciados por el "sabotaje" eléctrico
Redacción Plan V
El juez electoral Ángel Torres canceló el registro al movimiento Construye
Redacción Plan V
Juicio contra Carlos Pólit (día 9): Un presunto nuevo soborno involucra a Pólit, el Coca Codo y una firma intermediaria
Susana Morán, desde Ecuador para PlanV, y Marcos Medina, desde Miami para PlanV y El Universo

[MÁS LEÍ DAS]

Juicio contra Carlos Pólit (día 8): Diego Sánchez dice que tiene una investigación en Ecuador junto a Andersson Boscán
Redacción Plan V
Juicio contra Carlos Pólit (día 5): Olivio Rodrigues aseguró que las coimas de Odebrecht pasaron por las empresas Cosani, Plastiquim e Italcom
Susana Morán, desde Ecuador para PlanV, y Marcos Medina, desde Miami para PlanV y El Universo
Juicio contra Carlos Pólit (día 6): Testigo habla de millonarios préstamos de John Pólit a empresa de los Isaías
Susana Morán, desde Ecuador para PlanV, y Marcos Medina, desde Miami para PlanV y El Universo
Juicio contra Carlos Pólit (día 6): El excontralor hizo más de 75 viajes a Miami mientras estaba en funciones
Susana Morán, desde Ecuador para PlanV, y Marcos Medina, desde Miami para PlanV y El Universo