Back to top
12 de Mayo del 2014
Ideas
Lectura: 3 minutos
12 de Mayo del 2014
Ramiro Aguilar

Asambleísta independiente.

Por qué no a la reelección
Jurídicamente la reforma constitucional para la reelección solo puede regir para el futuro.

El Art. 144 de la Constitución de la República es claro al disponer que: “La Presidenta o Presidente de la República permanecerá cuatro años en sus funciones y podrá ser reelecto por una sola vez”.

A su vez, el Art. 226 establece que: “Las instituciones del Estado, sus organismos, dependencias, las servidoras o servidores públicos y las personas que actúan en virtud de una potestad estatal ejercerán solamente las competencias y facultades que les sean atribuidas en la Constitución y la ley”.

El Art. 83 en su numeral 1, expresa que: “Son deberes y responsabilidades de las ecuatorianas y los ecuatorianos, 1. Acatar y cumplir la Constitución, la ley y las decisiones legítimas de autoridad competente”.

Dentro de este marco constitucional fue posesionado y  juramentado el Eco. Rafael Correa Delgado como Presidente de la República el 24 de mayo de 2013; lo cual trae como consecuencia inmediata, que tanto como ciudadano cuanto como Presidente, su primer deber es acatar y cumplir la Constitución; y ésta no admite dudas: el Presidente podrá ser reelecto por una sola vez; y punto.

En caso de que se llegara a reformar la Constitución y se eliminara la restricción mencionada en el párrafo anterior; lo correcto, desde el punto de vista jurídico, es que rija para el sucesor del Presidente en ejercicio; y no para él mismo, quien atado al ordenamiento constitucional vigente al momento de su posesión, debe acatarlo y cumplirlo.

Todo lo que se diga para esquivar esta simple y evidente verdad constitucional, será el devaneo de un dictador.

Sostiene el escritor peruano Herbert Morote, al analizar la penosa mutación de Bolívar, de Libertador de América a Dictador del Perú, lo siguiente: “Los dictadores confían que sus subordinados acepten y aplaudan sus discursos, por eso Bolívar tuvo la desfachatez de escribir al prefecto Gamarra que un presidente vitalicio con derecho a elegir sucesor es la inspiración más sublime en el orden republicano. No era una equivocación del Libertador, era simplemente la arrogancia de creer que sus interlocutores eran tontos o ingenuos o temerosos para oponerse. Mitre lo decía mejor: Bolívar debía tener una idea muy exagerada de los imbecilidad de los pueblos, cuando pretendía engañarlos con apariencias que no lo alucinaba ni a él mismo”.

En vez de pensar en la Presidencia Vitalicia, Correa debería oír aquella canción de Chavela Vargas: “Así, con mis propias manos, cavé la tumba del alma mía…”.

GALERÍA
Por qué no a la reelección
 
1


[CO MEN TA RIOS]

[LEA TAM BIÉN]

Novela: "El pasado anterior" o cómo un misterio puede romper la Historia
Redacción Plan V
Carlos Pólit dice que no huyó de Ecuador en 2017 e insiste a la Corte que lo libere hasta su sentencia
Redacción Plan V
Atentado a Trump: el camino a la Casa Blanca está allanado
Ugo Stornaiolo
Crimen organizado, delincuencia común e invasores asechan las áreas protegidas
Redacción Plan V

[MÁS LEÍ DAS]

Una red de empresas fantasmas en Ecuador exportó 500 millones de dólares en oro
Por Plan V y medios aliados
Feria del Libro de Quito: el chasco del periodismo cultural
Miguel Molina Díaz - Escritor
El correísmo no pierde tiempo en su intento de hacerse de la Judicatura
Redacción Plan V
José Serrano habla de narcotráfico y relaciona a Ministro de Agricultura
Redacción Plan V