Back to top
29 de Enero del 2018
Investigación
Lectura: 12 minutos
29 de Enero del 2018
Susana Morán
Centenas de miles de dólares circulan en las carreteras

Por operativos contra el narcotráfico y el lavado de activos han ingresado a la cuenta de Inmobiliar un total de USD 27,5 millones entre 2016 y 2017.

 

En autos o camiones, grandes sumas de dinero recorren el país. Inmobiliar, la entidad estatal que administra los bienes incautados en operativos, contabiliza USD 27,5 millones cuyo origen es el narcotráfico y el lavado de activos. Dos casos ilustran episodios insólitos ocurridos en los últimos meses de 2017. Versiones contradictorias contienen estos procesos.

Los hechos ocurrieron en La Mascarilla (límite entre Ibarra y Carchi) y en La Concordia, en la provincia de Santo Domingo de los Tsáchilas. A finales de 2017, dos vehículos -una camioneta y un camión- fueron aprehendidos con miles de dólares escondidos en la llanta de emergencia o en costales de arroz.

En ambos casos hay testimonios sorprendentes alrededor de las detenciones o de los procesos judiciales. No tienen ninguna relación, pero los sospechosos han sido procesados por enriquecimiento privado no justificado. Mientras no exista evidencias de que ese dinero tiene un origen ilícito, no se puede acusar por lavado de activos, confirmaron fiscales consultados por Plan V.

Inmobiliar, entidad encargada de administrar los bienes incautados en operativos, registró en sus cuentas USD 27.505.882 entre 2016 y 2017. Es el dinero aprehendido por narcotráfico y lavado de activos. Estos recursos son depositados en una cuenta en el Banco del Pacífico y pasará a las Cuentas del Tesoro de la Nación cuando exista sentencia ratificada contra los procesados. Plan V relata dos casos sobre grandes cantidades de dinero en efectivo circulante por las vías del país.

El ciudadano chino que dice ahorrar mucho

La noticia apenas apareció en un par de portales internacionales y ediciones regionales de medios locales. Trataba sobre la detención de tres ciudadanos chinos el 11 de octubre de 2017 en el Control Integrado de Mascarilla, ubicado en la vía Ibarra-El Juntal, en los límites entre las provincias de Ibarra y Carchi. Los hombres iban en una camioneta Ford Explorer.

En los controles de rutina en el sector, el vehículo fue inspeccionado minuciosamente. Es así que en el interior de la llanta de emergencia, los uniformados encontraron 18 paquetes, tipo ladrillo, cubiertos con fundas plásticas de diferentes colores con grandes cantidades de dólares americanos de diferentes denominaciones y series. En total llevaban USD 591.540. Eran billetes de 100, 50, 20 y 10 dólares.

No pudieron justificarlo. Pero solo uno de ellos se atribuyó ser el dueño de la colosal suma. Se trata de Jiang L., comerciante, domiciliado en Quito y extrabajador de Sinohydro, empresa china que está a cargo de la construcción de la hidroeléctrica Coca Codo Sinclair, en la Amazonía.  En su versión dijo que vive en el Ecuador desde el 2003. Llegó, según explicó, porque amigos suyos le habían dicho que en este país “se podía invertir y ganar dinero”. Llegó con una familiar. Cada uno trajo USD 10.000. Al inicio trabajó en chifas y luego se puso dos locales propios en el Puyo. Fue también comerciante de repuestos de vehículos.

Más adelante, contó, empezó a trabajar en Sinohydro como asistente de bodega. Según las investigaciones, el procesado registró ingresos entre 2013 y 2014 bajo relación de dependencia por USD. 48.474.5, cuyo único empleador fue Sinohydro. Su mayores ingresos, según el SRI, no superaron los USD 24.000. En el año 2017 registró cinco depósito en efectivo en su cuenta bancaria por USD 44.900.00. También había una declaración de dinero en efectivo en el Aeropuerto Mariscal Sucre. De la revisión que hiciera la Fiscalía de Imbabura, tenía un RUC para la venta de repuestos de autos y solo tenía un bien a su nombre: una moto. Entonces las cuentas no cuadraban.

Mientras no exista evidencias de que ese dinero tiene un origen ilícito, no se puede acusar por lavado de activos, confirmaron fiscales consultados por Plan V.

Pero Jiang L. dio un testimonio que sorprendió a todos, recuerda la fiscal del caso, Alejandra Aguilar. Aseguró que producto de esas actividades y la venta de los dos chifas hizo un patrimonio de aproximadamente USD 350.000. “Jamás adquirí bienes inmuebles en este país porque no era mi deseo quedarme (...). Muy poco deposite dinero en los bancos porque tenía temor de que los bancos quebrarán, mi cultura china tiene esta ideología de mantener el dinero ganado de mi trabajo en mi poder”. Se declaró como un ahorrador, que casi no gasta nada. Narró que el dinero lo tenía escondido en distintos lugares de su casa: en el techo, en huecos, en llantas de vehículos y debajo del colchón por temor a que le robaran.

Dos días antes de la aprehensión, dijo que había pedido prestado la camioneta a otro paisano suyo para pasear. En Quito se encontró con los otros dos ciudadanos que tenían como destino Tulcán. En ese trayecto ocurrió la detención. A los uniformados les contó que de los  USD 591.540, solo USD 350.000 eran suyos. Lo demás era propiedad, manifestó, “de un inversionista de quien desconozco sus nombres, pero lo conozco por su apodo Landun”. Se lo dio para hiciera compras en Tulcán e invertir en una propiedad.  

591.540

dólares fueron hallados en posesión de tres ciudadanos chinos. 

Ahora Jiang L. está recluido en la cárcel de Ibarra. Cumple una pena de un año y medio por enriquecimiento privado no justificado, tras haber aceptado el delito. Aunque la pena por ese delito va de tres a cinco años y al haberse acogido al proceso abreviado, le dieron el tercio de la pena. También le decomisaron los bienes entre ellos el dinero y la camioneta. Pero el caso ahora está en la Fiscalía General en Quito, en la unidad de antilavado, para determinar el origen del dinero, confirmó el fiscal de Imbabura, Gen Rhea Andrade, a Plan V.

Costales con arroz y dinero


En 5 sacos de yute en un camión fueron hallados más de USD 200.000. Foto: La Hora 

En cinco costales de arroz fueron encontrados miles de dólares. Estaban en un camión con otros 30 quintales de gramínea. El vehículo fue aprehendido mientras circulaba en la vía Santo Domingo-La Concordia, a la altura del terminal terrestre. Fue llevado hasta la Unidad de Antinarcóticos de Santo Domingo. Allí se determinó que el dinero sumaba la cantidad de USD 297.170. El conductor fue detenido porque no supo justificar su procedencia. Ocurrió el 29 de noviembre de 2017.

El caso apareció sobre todo en la prensa local. Diario La Hora de Santo Domingo reportó que el dinero tenía como posible destino Esmeraldas en un KÍA color blanco de placas MBA – 9925. El dinero supuestamente habría salido de un cantón manabita. Un agente contó al medio lo siguiente: “Este operativo fue producto de labores investigativas y de seguimiento que realizaron los agentes especializados de la UIAN (Unidad de Investigaciones Antinarcóticos), ellos operan en todo el país, aquí solamente pidieron colaboración a los compañeros”.

Pero la versión del fiscal de La Concordia, Jorge Urgilés, no coincide. Él aseguró a Plan V, vía telefónica, que faltando una hora para que termine las 24 horas de flagrancia se presentaron en su oficina los policías con el parte de la detención del conductor. Dijo que tuvo que hacer la diligencia en menos de 70 minutos y que nunca vio el dinero, que solo le entregaron la información. Esta es parte de la entrevista:

¿Qué ocurrió ese día?

(El pedido de) flagrancia llegó a las 02:59 de la madrugada a la Fiscalía de La Concordia. Presentaron (los policías) un parte que decía que inmediatamente detenido el camión se puso en conocimiento al fiscal de turno, es decir a mí. Pero nunca me comunicaron. Les mandé a cambiar el parte. Cuando llegaron había solamente 250.297 dólares.

¿Entonces supone que hubo más dinero? 

Eso fue lo que me dijo un policía.

¿Pero qué le dijo exactamente el policía? 

Que había USD 350.000. No sé ni en dónde contaron, ni delante de quién contaron (el dinero).

Ese día al conductor Carlos M. se lo acusó por supuesto lavado de activos. Pero semanas después le fueron reformulados los cargos a enriquecimiento privado no justificado, después de que un fiscal de la Unidad de Antilavado de la Fiscalía General tomara el caso. En un documento al que tuvo acceso Plan V se establece que este cambio se debió a que no se pudo relacionar el dinero con el narcotráfico. Por lo tanto no tenía elementos suficientes para determinar que su origen era ilícito.  

En la Concordia, en la detención de un camión con cinco sacos de dinero, la Fiscalía cambió el delito de lavado de activos a enriquecimiento privado no justificado. 

Rubén Guevara, fiscal provincial de Santo Domingo, explicó a Plan V que hubo dos informes técnicos. Uno del Servicio de Rentas Internas y otro de la Unidad de Análisis Financiero y Económico (UAF). En ambos se determinó, según Guevara, que el procesado no tenía empresas, ni movimientos inusuales económicos. “El criterio del fiscal (de la Unidad de Antilavado) es que esos elementos no le sirven a él para mantener una acusación de lavado de activos, que es un delito bastante complejo que requiere de tipo de pruebas nacidas de las transacciones financieras y comerciales. Me parece que está en lo correcto. La procedencia del dinero no lo sabemos, eso es ya nuestra tarea de Fiscalía, de determinar si es ilegal o de legal la procedencia”. También dijo que hacer una audiencia de formulación de cargos una hora antes de que termine el plazo “no vulnera en nada las reglas procesales”.

Guevara informó que con la reformulación se amplió la instrucción fiscal por 30 días más. Siendo este 30 de enero su fecha límite. El 29 de enero, la Unidad Judicial de La Concordia negó el pedido de la Fiscalía de vincular al caso a una persona más. Plan V buscó una entrevista con la Fiscalía General sobre este tema, pero el pedido no fue atendido. También se buscó la versión de una autoridad policial. En principio, el director de Antinarcóticos, el general Pablo Aguirre, iba a atender la entrevista. Pero después su departamento de prensa informó que en el Consejo de Generales del 12 de enero de 2018 se dio la disposición para que todo pedido de entrevista sea autorizado por el Comandante General de la Policía, Ramiro Mantilla.

Otro caso

El Diario manabita reportó el 15 de septiembre de 2017 que en un camioneta se transportaba USD 110.000. Dos hombres fueron arrestados por transportar el efectivo que había sido escondido en la palanca de cambio. Circulaban por la playa de Piedra Larga, a ocho minutos de Manta. Fueron acusados de enriquecimiento privado no justificado. Los hombres fueron detenidos y llevados a la cárcel de Jipijapa. La Policía informó que la Unidad de Lavado de Activos (ULA) tomó los 110 mil dólares para depositarlos  en la cuenta de Inmobiliar de Banco del Pacífico.

 

[RELA CIONA DAS]

El caso Waters: ¿pueden los fiscales y policías ecuatorianos acusar por acusar?
Redacción Plan V
El silencioso tráfico de armas por Ecuador
Redacción Plan V
Cae otro accionista de Sky Jet con más de una tonelada de droga
Redacción Plan V
Drug trafficking: justice is shipwrecked in the "reasonable doubt"
Redacción Plan V
Narcotráfico: la justicia naufraga en la "duda razonable"
Redacción Plan V
GALERÍA
Centenas de miles de dólares circulan en las carreteras
 

[CO MEN TA RIOS]

[LEA TAM BIÉN]

Jaime Vargas y su salud
Inocencio Tucumbi y el rastro de los fallecidos en las protestas
Susana Morán
Así festejó el David indígena la derrota de Goliat
Fermín Vaca Santacruz
El paro en imágenes
Luis Argüello A.

[MÁS LEÍ DAS]

Cae otro accionista de Sky Jet con más de una tonelada de droga
Redacción Plan V
El campanazo carchense
Juan Cuvi
Quien busque la continuidad de Moreno y Correa, será golpeado con votos
Jean Cano
En Carchi se exige que la minería no dé la espalda a las comunidades
Susana Morán