Back to top

Rodrigo Tenorio Ambrossi

Doctor en Psicología Clínica, licenciado en filosofía y escritor.

10/12/2018
País de las mediocridades corruptas
Confiamos en que con la descalificación de Glas, el primer vicepresidente defenestrado, se instalaría en el gobierno una nueva política administrativa sostenida en la ética de la honradez, de la lealtad y de la verdad. Creímos que el presidente Moreno, ahora sí, elegiría a un vicepresidente a carta cabal, honorable de tal manera que permitiese que en verdad se produjese un rompimiento epistémico y moral entre el pasado correísta y el presente morenista. Pero no. Eligió a una corrupta para sustituir a otro corrupto.
03/12/2018
Diezmos: corrupción y cinismo
Correa condujo la política al campo del más grande de los cinismos jamás vividos. Con su doble discurso, creó la escuela de la perfecta corrupción de tal manera que los suyos pudiesen actuar sin que aparezca su verdadero cuerpo. Saber delinquir sin dejar huellas, ser corrupto a tiempo completo y, sin embargo, ser visto como héroe de la honorabilidad. Tener las manos absolutamente sucias y, pese a ello, oler a santidad. El correato hizo de la política un perverso carnaval de disfraces.
26/11/2018
Presidente, ¿y las drogas?
Desde hace casi dos años, nadie habla de drogas en términos educativos y preventivos. Si los ministerios de Educación y de Salud cuentan con presupuestos que apenas si les permiten cumplir con sus propias obligaciones, mal se podría pensar que se dedicarían con ahínco y eficacia a las tareas de educación y prevención de los usos y al cuidado de los usadores conflictivos.
19/11/2018
¿Cuba hacia la democracia?
Cuba se quedó sin Batista pero también sin libertad, sin autonomía, sin mercados, sin capacidad para elegir entre lo bueno y lo mejor, entre el bien y el mal. Se quedó sin propiedad privada. A cambio, los Castro y sus adláteres se adueñaron de todo incluso del bien y del mal, de la verdad y del error.
12/11/2018
¿Quo vadis, Moreno?
Después de su éxito en la consulta popular, poco, muy poco ha cambiado en Moreno. Correa y sus fantasmas se han convertido en una especie de molinos de viento a los que se confunde con los verdaderos problemas del país y de su propio gobierno. En efecto, no vemos, y no porque seamos ciegos, que se haya dado suficiente importancia a procesos sociales como para que marquen cambios importantes en el manejo del Estado. Respetando ciertos pequeños eventos, el país no es objeto de una seria y profunda renovación.
05/11/2018
Por favor, salvemos la Justicia
La peste camusiana de una década a lo largo de la cual de manera sistemática se creó, se sostuvo y se fortaleció un sistema político, social y moral destinado a predicar la honorabilidad y verdad las veinticuatro horas al día por doce meses al año y por una interminable década. Mientras tanto, en la oscuridad, Correa el honorable e inmaculado, el de las manos limpias, capitaneó el equipo más perverso que jamás ha conocido el país a lo largo de su historia.
29/10/2018
¿Engañado por los estafadores de siempre?
Presidente Moreno, si realmente desea gobernar usted y a su medida, si es seria su propuesta de que el país recupere la ética de la verdad y la honorabilidad, no es tan solo cuestión de que cambie ministros y otras autoridades. No es suficiente que no cese de denunciar al correísmo. Es indispensable y urgente que descorreíce todo, absolutamente todo su gobierno, incluida gran parte del servicio exterior. Cirugía mayor, como usted mismo lo dijo, presidente.
22/10/2018
Militares: drogas e identidad institucional
Las drogas están presentes en todos los espacios. Están ahí para ser producidas, traficadas y usadas. Desde el siglo pasado, las drogas se han convertido en uno de los grandes y prósperos negocios que no tiene ningún miramiento social o ético para producir y vender. ¿Llegaron para quedarse? ¿Por qué y para qué Ecuador suprimió su Secretaría de Drogas y dejó el tema en manos de inexpertos y sin institucionalidad?
15/10/2018
Despilfarro y vanidad sin culpa
Ese inmenso boato narcisista. Ese imparable atropello a las libertades y al honor de muchos. Eso y más lo pagamos todos. Lo pagó el país entero y sin chistar. Pero ahora, cuando el ídolo disfruta de sus bienes en Europa, nosotros, debemos pagar a uno de los canales de televisión la pequeña cantidad de 6.6 millones de dólares por la transmisión de 119 sabatinas realizadas entre enero de 2015 y octubre del 2017. Pequeñeces para aquella egolatría.
09/10/2018
Brasil: extremo giro a la derecha
En nuestra América: ley del péndulo que da cuenta del ansia de salvación que no deja de animar a la mayoría de la población y de la que precisamente abusan los políticos corruptos. Porque si de algo son culpables políticos, como los Lula, los Kirchner, los Chávez, los Morales, los Correa y los Castro es de haber despilfarrado la esperanza de sus pueblos. Lo hicieron, además, de la manera más cínica que han conocido e imaginado nuestros países.

Páginas