Back to top

Correísmo

Tag: Correísmo

355 historias encontradas
Freud y el fracaso de la civilización correísta
El correísmo ha trastocado el carácter objetivo de las instituciones políticas y las ha sometido a la voluntad, el humor y las pulsiones del presidente de la República y sus adeptos. El resultado de ese proceso puede entenderse de muchas maneras.
¿"Avanzamos Patria"?
La experiencia de este gobierno nos enseña que la viabilidad de un cambio no depende sólo de la existencia de un plan, de una voluntad política dispuesta a ejecutarlo, de abundantes recursos materiales invertidos en obra pública y en propaganda, sino en potenciar la capacidad de un sistema institucional en el que se combinen los tres componentes del capital social, privilegiando el capital humano como el más determinante.
Cuando se cabrea, a veces dice la verdad
Entender la sociedad y la política como un campo de batalla en donde no hay oponentes sino enemigos que deben ser exterminados o excluidos, hace que las dictaduras se vuelvan paranoicas y capaces de encontrar motivaciones oscuras tendientes a desestabilizarlas o destruirlas, en cada palabra, en cada chiste, en cualquier texto, poema o noticia que no les sea grata.
Ay Pame y la debacle del correísmo
A diferencia de la amenaza de candidatizar a Lenin Moreno a la Presidencia de la República, que en efecto aparece como el arma secreta del oficialismo, la eventual derogatoria de la transitoria que impide la reelección de Correa no es más que un simulacro. Juegos pirotécnicos para distraer a la audiencia y aparentar un ambiente de guerra. Recurso chimbo para mantener la cohesión interna. Cuña para sostener una estantería que se desploma. Pero, sobre todo, estrategia para polarizar al electorado.
El correísmo en su laberinto
Las encuestas lo anuncian: el ungido por la propaganda oficial no despega, y ni siquiera el caudillo tiene la posibilidad de asegurar la continuidad del proyecto. Alianza PAÍS está encadenada a un comodín electoral –Lenín Moreno– que podría pasar de mano en cualquier momento, y que no genera la adhesión ciega e incondicional que exige el correísmo.
El control de los políticos
¿Por qué es nuestro deber recordar y recordarles a los ex correístas su endeble compromiso con la democracia? No sólo es derecho de los ciudadanos, es incluso su obligación, el exigir explicaciones a políticos como Alberto Acosta, María Paula Romo, Katiuska King o Ramiro González, por, entre otras cosas, el papel clave que jugaron en la construcción de la estructura autoritaria del Presidente.
Erdoğan y su pequeño aprendiz andino
Las excelentes relaciones del funesto líder de Turquía, con el atento Presidente del Ecuador no son casuales. Ambos tienen muchas cosas en común y por lo tanto me imagino que tendrán varios temas de que hablar. Erdoğan persigue con saña a las minorías de su país, Correa oprime a las organizaciones indígenas con furia; Erdoğan amedrenta periodistas y caricaturistas, Correa hace lo propio; los intelectuales turcos han recibido amenazas de parte del gobierno, mientras en el Ecuador se ha estado erosionando la autonomía universitaria desde hace años; Erdoğan ha reformado, de forma abusiva, las normativas de su país para tener más poder, mientras Correa ha hecho un muy buen trabajo en la misma área.
Vanidad del correísmo
El mejor momento del correísmo ya pasó. Y no precisamente está vinculado con los altos precios del petróleo. La profundización del modelo autoritario, que es precisamente el que castigó a Bustamante por pensar críticamente, se explica en la necesidad desesperada de conservar el poder y disciplinar a los últimos militantes y funcionarios que huirían en desbandada cuando todo esto acabe.
“Pax Correísta”
Sudamérica tiene su propio periodo de paz autocrática. Desde la llegada del socialismo del siglo XXI, con un discurso pronunciado por el fallecido Hugo Chávez en el Foro Social Mundial de 2005, otros presidentes de la región han promovido con entusiasmo el personalismo autoritario, la ilimitación en el ejercicio del poder y la vulneración de las minorías, con excelentes resultados.
El comienzo del décimo año
La derrota electoral de 2014, se deduce a partir de los datos, no respondió a la menor capacidad económica del fisco. ¿Qué la motivó? Es una pregunta sobre la que solo puedo establecer conjeturas.

Páginas