Back to top

Fascismo

Tag: Fascismo

8 historias encontradas
El narco fascismo latinoamericano
El gobierno ecuatoriano, además de explicar su punto de vista ante los países amigos, deberá liderar una acción regional para incorporar disposiciones claras a nivel del derecho internacional que eliminen la potestad de las embajadas de dar asilo a delincuentes.
¿Hay espacio para autoritarismos y fascismos en el mundo actual?
Se podría definir al fascismo como un sistema de dominación autoritario, con el monopolio de la representación política de un partido único y de masas, organizado jerárquicamente; una ideología fundamentada en el culto al jefe o caudillo, en la exaltación de la colectividad nacional y el desprecio de los valores del individualismo liberal.
La conveniencia de la violencia criminal para contener la lucha social
Después de los últimos acontecimientos de violencia criminal ocurridos, sobre todo el lamentable suceso de Cristo del Consuelo, vale preguntarse: ¿a qué intereses beneficia este tipo de actos de terror en contra de la población?
Una amenaza múltiple y desconocida
El desencanto y el desinterés de la población –sobre todo de los jóvenes– frente al proceso electoral reflejan una peligrosa incongruencia entre las instituciones y los imaginarios colectivos. La frustración general es el ingrediente más propicio para el fascismo.
Hitler en Ecuador
A puertas de las próximas elecciones, parece importante generar anticuerpos contra el totalitarismo que está latente en el corazón humano y que el discurso populista sabe manipular.
Fascismo
En Cataluña, hace ya algunos años, una compañera de la Universidad de Barcelona, cuando se me ocurrió decir, incluyendo a los catalanes, “ustedes, los españoles”, me espetó enseguida: “¿acaso eres facho?”.
¿Es usted un fascista?
Este es un manual para ser un buen fascista (con todas sus variantes) e incluye un autoexamen llamado fascistómetro, para que usted, amable lector, sepa cuánta empatía (consciente o inconsciente) tiene con esta doctrina.
¿Un fascismo justificable?
El problema se presenta cuando partidos, organizaciones, dirigentes, gobernantes o regímenes que hablan y actúan a nombre de la izquierda desempolvan algunas reliquias del fascismo para operativizar sus proyectos. Como ocurre en nuestro país, por ejemplo, con una enmienda constitucional sobre el tema de la comunicación.