Back to top

Mundial de fútbol

Tag: Mundial de fútbol

10 historias encontradas
Cuando bajaron el telón en el estadio
El pateador ya tiene una estrategia planeada, pero debe disimular la escena ante el único público que vale en ese momento: el arquero. Doble golpe, caída y remate, dar a pensar que patea con la derecha y patea con la izquierda, giros inesperados. No es mentir, es manipular la verdad. La hinchada exhibe el vestuario y utilería que ni a la producción del teatro Colón se le ocurriría: pintura, peinados, cábalas, estereotipos. La hinchada también disimula: el duro pasar de la vida queda oculto en medio de la fiesta.
Independiente del Valle: ¿alegría del pobre?
Se trata de su actitud de vencedor, de triunfador que sabe superar reveses sin amilanarse, sin hundirse en esa impotencia que crece en el territorio de las humillaciones. Un equipo de jugadores que han aprendido a sostener hasta el último instante su entusiasmo y su afán de triunfo.
Johan Cruyff: el rebelde que reinventó el fútbol
Gracias al holandés, el balompié dejó de ser un molde de posiciones estáticas y de un código binario táctico que separaba los planes de defensa y ataque como si fueran compartimentos estancos. Con Cruyff el fútbol se convirtió en una corriente artística de integración. Quizás la más decisiva del fútbol moderno.
¿Una salida para Luis Chiriboga?
El Caso FIFA no logró defenestrar del cargo al presidente de la Federación Ecuatoriana de Fútbol (FEF) acusado de lavado de activos en Ecuador, y de varios otros delitos por el Departamento de Justicia de los Estados Unidos. Su poder logró evitar que sea destituido del congreso de la FEF, siendo uno de los muy pocos dirigentes involucrados en este escándalo que han logrado mantener el cargo. Esta es la historia de cómo se forjó su investigación en el Ecuador y las razones de su (casi) caída.
La soberanía en pindingas
Después de años de denuncia sobre irregularidades en nuestro fútbol, recién hoy, y a instancias de una institución extranjera, la Fiscalía General de la Nación decide actuar. Qué vergüenza.
¿Cambiará la FIFA después de Blatter?
La ilusión de un cambio en la FIFA y en la forma de administrar el fútbol ciertamente aparece espontánea tras la inesperada renuncia de Blatter. Pero lo lógico es atemperar esa ilusión al alero de los hechos. Una historia de muchas décadas de corrupción es difícil de borrar de un plumazo y con solo una persona.
FIFA: el fútbol como organización mafiosa
La renuncia de Joseph Blatter parece indicar que las mafias del fútbol mundial han tocado fondo. Son tantos los recursos detrás del fútbol, tanto el interés por hacerse de la organización de un torneo, de los derechos de televisación o de promoción, que a quienes postulan a esos derechos no les quedaría otra que tener que hacerse del favor de los dirigentes a través de millonarios sobornos. La FIFA se llena la boca pregonando un “fair play” paradójicamente inexistente en sus negocios.
Brasil también perdió en Derechos Humanos
En varias ciudades sede de la Copa Mundial, las personas sin hogar fueron víctimas de los desalojos y las violaciones de los derechos humanos durante el certamen. Impedidos de transitar y permanecer en sus lugares elegidos para habitar, que viven por lo general en las calles, fueron retirados a la fuerza por los funcionarios del Estado, sufrieron abusos y perdieron sus pocas pertenencias. Este es un informe de Agencia Pública, de Brasil.
Río, agridulce resonancia
Una crónica descarnada de Río de Janeiro, la metrópoli que es el rostro de un Brasil que quiere aparecer en un eterno carnaval, sin pobres y sin negros. Pero este imaginario maquillado para el Mundial de Fútbol y las Olimpiadas del 2016 sucumbe ante una realidad que la pluma descarnada de Antonio Villarruel muestra para nuestros lectores.
Brasil: el Mundial de Fútbol, esa catástrofe
Tras el espectáculo futbolístico mundial se impone una realidad de gastos sobredimensionados y excesivos, afectaciones a los más pobres, ocupación y discriminación en el espacio público y potenciación de los recursos para las represiones populares. Una investigación de la brasileña Agencia Pública www.apublica.org pone en evidencia los hechos.