Back to top
1 de Noviembre del 2022
Historias
Lectura: 15 minutos
1 de Noviembre del 2022
Redacción Plan V
¿Qué tienen en común la trama de sobornos que involucran a Carlos Pólit y Nilsen Arias?
0

Fotomontaje referencial: PlanV

 

Nilsen Arias, exgerente de Comercio Internacional de Petroecuador, recibió aproximadamente $18 millones en sobornos, según la justicia norteamericana. Está acusado de lavado de activos y de participar en un elaborado esquema para ocultar el dinero ilícito. ¿Cuáles son las similitudes y diferencias de este caso con el del excontralor Carlos Pólit?


Nilsen Arias se convirtió en el segundo funcionario ecuatoriano de más alto rango que EEUU procesa por lavado de dinero producto de sobornos. La semana pasada se hizo pública la acusación contra Arias, quien fue gerente de Comercio Internacional de Petroecuador, durante el gobierno de Rafael Correa. El exmandatario ha negado su relación con Arias, de quien dijo fue “puesto por los marinos”. De la misma manera negó su vinculación con el excontralor Carlos Pólit, aunque Pólit pasó una década en ese puesto en el mismo Régimen. Pólit fue el primero en enfrentar un proceso similar.

Ahora, Pólit y Arias tienen cargos por lavado de activos en EEUU, en diferentes procesos y por diferentes hechos. Pero en ambos casos hay más funcionarios de alto de nivel de la era correísta que EEUU investiga y que sus nombres aún se mantienen en reserva. Tras esta revelación de las autoridades norteamericanas, la Fiscalía en Ecuador hizo allanamientos simultáneos en varias ciudades del país, como parte de una investigación de la trama de sobornos liderada por Arias. Detuvo, este martes 1 de noviembre, a siete personas, entre las que se encuentra cinco exfuncionarios públicos de Petroecuador y del Ministerio de Finanzas.

El Departamento de Justicia de EEUU ha puesto la mira en las empresas, intermediarios y bienes de estos exfuncionarios ecuatorianos. Los dos fueron arrestados en EEUU y salieron bajo fianza. Los dos usaron esquemas para lavar el dinero de los sobornos que recibieron mientras ejercerían sus cargos públicos. Pero el tramado de Arias fue más complejo que el de Pólit. En ambos casos hay más similitudes y diferencias.

1. El mismo delito, pero con diferencias. Tanto Pólit como Arias están acusados de ser parte de una conspiración para cometer lavado de dinero. El Departamento de Justicia de EEUU los señala por transferir fondos desde este país hacia uno o más lugares fuera de Norteamérica y de promover la realización de actividades ilegales. También están procesados por transferir dinero producto de actividades ilícitas y de ‘disfrazar la naturaleza’, la ubicación, la fuente y la propiedad de esos fondos.

Pero en el caso de Pólit, la acusación es más amplia y suma más cargos. Entre ellos, haber participado en transacciones en bienes derivados de delitos, en este caso la compra de inmuebles como departamentos, locales y un terreno. Los fiscales también han alegado, en el caso de Pólit, que estas actividades comprenden el delito contra una nación extranjera, en este caso Ecuador, y que involucra la malversación de fondos públicos para el beneficio de un funcionario público.

2. Empresas estatales relacionadas. En ambos casos de los exfuncionarios públicos existen empresas estatales involucradas en la trama de sobornos y lavado de dinero. En la acusación contra Pólit apareció Seguros Sucre, compañía estatal, que fue liquidada en junio de 2021. Según la justicia norteamericana, en 2015, Pólit “solicitó y acordó recibir un soborno” de aproximadamente $500.000 de un empresario ecuatoriano -cuya identidad se mantiene en reserva- a cambio de que el excontralor ayudara a ese empresario a obtener contratos con Seguros Sucre.

En el caso de Arias aparece Petroecuador. En este caso, la participación de la estatal petrolera es mayor. Arias negoció, gestionó y supervisó de una serie de contratos directos entre Petroecuador y empresas estatales de otros países, que a su vez entregaron préstamos garantizados con petróleo, dice la acusación. “Dado que las contrapartes de estos contratos directos eran gobiernos extranjeros, Petroecuador no requirió un proceso de licitación pública para adjudicar los contratos”, agrega el documento.

3. Cargos públicos para sobornos. Las acusaciones que hace el Departamento de Justicia sostienen que Pólit y Arias usaron sus cargos públicos para sus propios intereses. Ambos estuvieron entre 7 y 10 años en funciones durante el gobierno de Rafael Correa.

Pólit fue contralor desde 2007, fue reelecto en dos ocasiones y se mantuvo en el puesto hasta 2017. En junio de ese año, viajó a Miami y no regresó, en medio de una investigación por el caso Odebrecht. Pero las acusaciones coinciden con su primer y segundo periodo de funciones. Según la acusación de EEUU, Pólit presuntamente solicitó y recibió más de $10 millones en pagos de sobornos de Odebrecht, entre 2010 y 2016. Esto a cambio de utilizar su cargo como Contralor General para influir en las acciones oficiales de esa entidad en beneficio de Odebrecht y sus negocios en Ecuador. Además, se alega que Pólit habría hecho lo mismo para favorecer a un empresario ecuatoriano con contratos en Seguros Sucre.

Arias, en cambio, ingresó a Petroecuador en 2010. Fue gerente senior y más tarde gerente de Comercio Internacional de la estatal ecuatoriana hasta 2017. Según los fiscales de EEUU, Arias participó en un “esquema internacional de sobornos” y lavado de dinero desde 2010, que se habría extendido hasta agosto de 2021. El funcionario habría aceptado sobornos de empresas comercializadoras de energía y asfalto “a cambio de utilizar su cargo oficial e influencia, y obtener ventajas indebidas, con el fin de ayudar a esas empresas a obtener y mantener negocios con y relacionados con Petroecuador”, dice el documento.

Los fiscales agregan que Arias no solo tenía la facultad de supervisar esos contratos petroleros, sino también de sus derivados como gas licuado, diésel y asfalto. “A cambio de pagos de sobornos, Arias usó su posición oficial en Petroecuador para ayudar a estas empresas a obtener y mantener” esos negocios con la estatal ecuatoriana y otras similares extranjeras.

Este 1 de noviembre, la Fiscalía detuvo a Galo G., Miguel P., Andrés R., Lenin A., exfuncionarios de Petroecuador; y a William V., exfuncionario del Ministerio de Finanzas. Esto dentro de las investigaciones por los presuntos actos de corrupción en Petroecuador, durante la gestión de Nilsen Arias. Foto: Fiscalía

4. Operaciones internacionales de sobornos. Tanto el caso de Pólit como el de Arias se derivan de extensas investigaciones internacionales. La acusación contra el excontralor nace del escándalo de Odebrecht, la constructora brasileña que actuaba en al menos otros 27 países, incluido Ecuador. Pólit es, hasta el momento, el exfuncionario ecuatoriano de mayor rango que es procesado en EEUU por ser parte del esquema de sobornos que implementó la empresa brasileña para obtener contratos públicos millonarios. Pólit está acusado por haber recibido al menos $10 millones de Odebrecht en coimas. En Ecuador, fue sentenciado por el mismo caso, en 2018, a seis años de cárcel y al pago de $40,4 millones como indemnización al Estado ecuatoriano. La sentencia aún no se ha ejecutado porque Pólit está prófugo y tiene escasos bienes en el país.

La investigación contra Arias se derivó, entre otros casos, del de Vitol. Esta es una de las firmas de comercialización de energía más grandes del mundo, que ha sido procesada por pagar millones de dólares en sobornos a numerosos funcionarios públicos en Ecuador, Brasil y México. Su objetivo era obtener ventajas competitivas indebidas que resultaron en importantes ganancias ilícitas para la empresa, según la justicia de EEUU.

Este caso se hizo público en 2020 y allí se conoció que Vitol “acordó ofrecer y pagar más de $2 millones en sobornos a funcionarios de Ecuador y México”, entre 2015 y 2020. Su fin era obtener y conservar negocios relacionados con la compra y venta de productos derivados del petróleo. Ahora se conoce que Arias fue uno de esos funcionarios presuntamente sobornados. Pero la acusación también menciona a otro funcionario ecuatoriano que habría participado de las coimas. No revela su identidad, pero lo describe como un ciudadano que ocupó varios cargos en el Ministerio de Hidrocarburos entre 2013 y 2016.

5. Sofisticados sistemas para lavar dinero. Pólit y Arias usaron esquemas de lavado de dinero que incluyeron empresas en paraísos fiscales. Pero sus estrategias fueron distintas.

A Pólit se lo acusa de usar el siguiente entramado. Las coimas de Odebrecht llegaron a cuentas de tres empresas intermediarias en Panamá relacionadas con un familiar del excontralor, que según la descripción de la acusación podría ser John Pólit. De allí, los fondos ilícitos fueron transferidos a cuentas de empresas en la Florida conocidas como LLC (compañías de responsabilidad limitada). En este tipo de firmas se mantiene en reserva la identidad del beneficiario final. Cuando el dinero estuvo allí, Pólit -según la acusación- compró activos en beneficio de sus familiares. En una de esas operaciones se usó una factura falsa por supuesto “asesoramiento técnico” para el pago.

Este dinero, dice la justicia de EEUU, se utilizó para mejorar una residencia de lujo, que estuvo a nombre de una compañía en la Florida relacionada con el familiar de Pólit, pero que se vendió en 2017 por $4,1 millones en beneficio del exfuncionario y sus familiares. Con ese dinero también compraron restaurantes, una tintorería y otros negocios, según la acusación.

La operación de lavado de Arias es diferente y más compleja. El exgerente de Comercio Internacional de Petroecuador también usó transferencias electrónicas desde cuentas controladas por él o relacionadas con un pariente cercano para ocultar el dinero de los sobornos, según EEUU. Muchas de esas transferencias se procesaron a través de bancos corresponsales de ese país.

Para promover el esquema de soborno y sus ganancias, dos intermediarios y una empresa europea dedicada a la comercialización de energía simularon acuerdos de consultoría y pagos de supuestas comisiones por barril de petróleo crudo, obtenidos de Petroecuador y sus contratos con empresas estatales en Asia. El documento no revela la identidad de la mayoría de estos actores, pero por la descripción podrían ser los contratos con Petrochina. “El objetivo real de las supuestas comisiones era facilitar el pago de sobornos a funcionarios del gobierno ecuatoriano, incluido el acusado Nilsen Arias Sandoval”, dicen las autoridades norteamericanas.

Entre 2012 y 2019, la empresa europea transfirió aproximadamente $70 millones a cuentas bancarias controladas por esos dos intermediarios en Suiza, las Islas Caimán y Panamá, como pago por las supuestas comisiones de los acuerdos falsos. Después de recibir las supuestas comisiones, los intermediarios -bajo la dirección de Arias- transfirieron una parte de ese dinero a cuentas en EEUU y otros países, en beneficio del exgerente ecuatoriano. Durante ese período, Arias recibió aproximadamente $15 millones en sobornos de esa empresa que los compartió con dos altos funcionarios ecuatorianos. Aunque Arias dejó Petroecuador en 2017, siguió recibiendo el dinero hasta 2019.

$17,8 millones habría recibido supuestamente Nilsen Arias durante sus años como funcionario petrolero, entre 2010 y 2017. Cuando dejó el cargo, siguió recibiendo este dinero ilícito hasta el 2021, según EEUU.

Arias también recibió sobornos, según EEUU, de una segunda compañía europea dedicada también a la comercialización de energía. El ilícito habría ocurrido en 2012 en un contrato entre Petroecuador y empresa estatal en América Latina. También usaron un acuerdo de consultoría falso con una empresa ficticia en Uruguay para el pago de los sobornos. La empresa europea transfirió aproximadamente $1 millón a cuentas bancarias en Panamá y ahí pasaron a cuentas relacionadas con Arias en EEUU. De esa empresa, el ecuatoriano recibió aproximadamente $146.000 en sobornos.

Asimismo, Arias recibió sobornos de Vitol, que a su vez había celebrado un contrato con una empresa estatal en Medio Oriente. Los mismos intermediarios que actuaron en los otros dos casos participaron en este tercer movimiento ilícito. Pero esta vez los acuerdos de consultoría falsos se hicieron con dos compañías en Curazao. Vitol transfirió el dinero desde sus cuentas en Reino Unido a las empresas de Curazao. De ahí, movieron el dinero a cuentas en las Islas Caimán y Curazao a nombre de empresas controladas por los dos intermediarios. Usaron facturas falsas para justificar estas transacciones. Los fondos pasaron luego a cuentas en beneficio de Arias y un alto funcionario ecuatoriano, en EEUU. Arias recibió de Vitol aproximadamente $800.000 en sobornos.

Bajo la misma modalidad, Arias también recibió aproximadamente $250.000 en sobornos de Sargeant Marine Inc., una empresa de asfalto de EEUU; $818.000 de una empresa de distribución y transporte de productos petroleros; y más de $800.000 de otras dos empresas comercializadoras.

Todos estos montos suman $17,8 millones que supuestamente Arias habría recibido durante sus años como funcionario petrolero. 

[RELA CIONA DAS]

EE.UU. rastreó cuentas y empresas relacionadas con Carlos Pólit en Panamá, Curazao y Ecuador
Redacción Plan V
Fiscales de EE.UU. reiteran que Carlos Pólit recibió $11 millones en sobornos y rechazan pedido del excontralor
Redacción Plan V
Carlos Pólit contrataca, pide que se desestimen sus cargos y menciona al exfiscal Baca y a Juan Eljuri
Redacción Plan V
Miami fue el centro de operaciones de los sobornos en Petroecuador
Redacción Plan V
Carlos Pólit pide más tiempo para diligencias previas al juicio
Redacción Plan V
GALERÍA
¿Qué tienen en común la trama de sobornos que involucran a Carlos Pólit y Nilsen Arias?
 


[CO MEN TA RIOS]

[LEA TAM BIÉN]

Petrochina y Petrotailandia nos hicieron los chinos en Perú
Fernando Villavicencio Valencia
¿Cómo logró Carlos Pólit que la jueza de Miami aceptara su fianza?
Susana Morán
Un tour por los bienes de los Pólit en Miami, algunos de ellos investigados por lavado
Redacción Plan V
Carlos Pólit se entregó a la justicia cuando supo que lo iban a arrestar, revelan documentos del Tribunal de Florida
Susana Morán

[MÁS LEÍ DAS]

Caso Encuentro: el informe de Anticorrupción señala al entorno de Hernán Luque
Redacción Plan V
Esta es la historia del candidato ‘Faracho’, asesinado en medio de la creciente violencia en la campaña
Redacción Plan V
Jorge Yunda: un concierto cantando una campaña
Fermín Vaca Santacruz
Alcaldía de Quito 2023: estos son los postulantes y sus propuestas
Redacción Plan V